10 de agosto de 2022

Santiago Abascal, arropando a su candidata a la presidencia de la Junta andaluza, Macarena Olona

Santiago Abascal, arropando a su candidata a la presidencia de la Junta andaluza, Macarena OlonaVox

Elecciones Andalucía 2022  Vox saca músculo en la localidad cordobesa de Lucena, feudo socialista donde irrumpió en 2019

Santiago Abascal advirtió al presidente de la Junta andaluza, Juanma Moreno, que sólo participará en un Gobierno que sirva para gestar el cambio en Andalucía

Desmayos por calor, un intento sin éxito de dilapidar el mitin por autodenominados antifascistas y, sobre todo, muchos simpatizantes. Según confirmó la formación a este digital, alrededor de 1.500 personas se concentraron el pasado miércoles en la localidad cordobesa de Lucena, antiguo feudo socialista que en las pasadas elecciones convirtió a Vox en primera fuerza. La pasada noche, el partido agradeció el apoyo acudiendo con sus primeras espadas. También, presentó a su candidata a la Junta andaluza ya conocida por el Congreso, Macarena Olona. El Debate vivió el encuentro en primera persona.
«¿Queréis que el día 20 (de junio) regalemos nuestros votos?» preguntó el presidente de la formación, Santiago Abascal. «Si la respuesta es no, estáis en el lugar apropiado». El vasco redobló así su apuesta por formar un ejecutivo autonómico junto al presidente actual de la Junta andaluza.
Santiago Abascal y Macarena Olona han recibido numerosos regalos de los locales, como también peticiones para que les firmaran camisetas y carcasas de móvil

Santiago Abascal y Macarena Olona han recibido numerosos regalos de los locales, como también peticiones para que les firmaran camisetas y carcasas de móvilVox

El líder del partido conservador recordó que tienden «la mano para este cambio», incluso para «aquellos que no quieren verlo ni en pintura, que si votáis mal repiten las elecciones, que no quieren un pacto con Vox». Toda una respuesta a la preferencia del líder popular, Juanma Moreno, de gobernar en solitario, deseo que ha sido vox populi desde el inicio de campaña.

En búsqueda del nuevo votante

En estas elecciones andaluzas, Vox no sólo ha apostado por los indecisos o los que en 2019 se abstuvieron. También por los más de 350.000 andaluces que el próximo domingo votarán por primera vez. De hecho, aunque en la plaza lucentina de Archidona más de un simpatizante peinaba canas, la presencia de los jóvenes –que hoy en día bien incluyen a treintañeros–, era considerablemente cuantiosa.
A ellos han dirigido parte de sus intervenciones tanto la portavoz de Vox en la Asamblea de Madrid, Rocío Monasterio; como Macarena Olona y el propio Santiago Abascal. Al fin y al cabo, son los noveles del sufragio quienes más han sufrido las consecuencias de la crisis económica en la región andaluza. Más de un 36% de los andaluces menores de 25 años no tienen empleo, encabezando el paro estructural en toda la Unión Europea.
Rocío Monasterio, con la medalla de plata que equipo de Vox en Lucena le regaló después de su discurso

Rocío Monasterio, con la medalla de plata que equipo de Vox en Lucena le regaló después de su discursoEl Debate | Patricia Sanz

La Virgen de Araceli se cuela en el mitin

El coordinador y concejal de Vox en Lucena explicó a este medio el regalo que su equipo hizo tanto a Macarena Olona como a Rocío Monasterio. Se trata de una medalla de plata de la Virgen de Araceli, la Patrona de Lucena y del campo andaluz. «Nuestra Madre te acompañará siempre», reza el presente realizado a las políticas. La candidata a la Junta andaluza no dudó en dar las gracias y recordar a la Virgen durante su intervención pública.
Macarena Olona besó la medalla de la Virgen y las manos del concejal de Vox que se la regaló en símbolo de agradecimiento

Macarena Olona besó la medalla de la Virgen y las manos del concejal de Vox que se la regaló en símbolo de agradecimientoEl Debate | Patricia Sanz

Desde 2019, presente en Lucena

El equipo de Olona eligió bien dónde celebrar uno de sus últimos mítines de esta campaña. Lucena es uno de esos municipios andaluces en los que los afiliados y simpatizantes de la formación de Abascal votaron por el cambio en las pasadas elecciones generales de 2019. Casi uno de cada cinco lucentinos –y el 31,67 % de los que acudieron a las urnas–, apostó por Vox. La formación conservadora se granjeó así 7.200 votos, desplazando al PSOE y al PP a segunda y tercera posición, respectivamente.
El partido también irrumpió en las elecciones municipales de hace tres años. Vox robó una buena parte de los votantes a los populares para situarse como cuarta fuerza, después del PSOE, PP y Cs. «Sé que estoy en un ayuntamiento gobernado por el PSOE», subrayó Abascal. Oportunidad que el político tomó para recordar todas «las pijadas progres» que, en su opinión, trajeron los socialistas a España.
Santiago Abascal no dudó en enfrentarse a quien intentó dilapidar el acto y recordó los hechos sucedidos en la localidad madrileña de Vallecas

Santiago Abascal no dudó en enfrentarse a quien intentó dilapidar el acto y recordó los hechos sucedidos en la localidad madrileña de VallecasEl Debate | Patricia Sanz

Por ejemplo, las supuestas inversiones poco justificables del Gobierno como «65.000 euros para hacer un estudio que demuestra que el terremoto de Lorca estaba estrechamente relacionado con el machismo» o «un estudio que relaciona el cambio climático con la violencia de género». El vasco se granjeó las risas y el enfado compartido contra la izquierda de un público que en alguna ocasión llegó a votar al PSOE.
Al igual que en otras localidades andaluzas, el mapa político de Lucena quebró la tradición bipartidista para dar una oportunidad a los naranjas y a los de Vox. Y los conservadores han aprovechado el tirón. Este domingo, 19 de junio, los de Abascal podrían volver a lograr otro hito en una ciudad de apenas más de 42.700 andaluces pero que simboliza la caída de 40 años de socialismo.
Comentarios
tracking