07 de agosto de 2022

Pedro Sánchez en Torrejón camino del Falcon

Pedro Sánchez en Torrejón camino del FalconEfe

Mismo modus operandi

Sánchez usa el Falcon para ir a un acto de partido por octava vez en mes y medio

Desde noviembre ha viajado en él a los congresos regionales del PSOE en Andalucía, la Comunidad Valenciana, Canarias, País Vasco, Castilla y León, Murcia, Galicia y Cataluña

Pedro Sánchez lo ha vuelto a hacer, por octava vez. Y sin ningún disimulo, pese a la polémica que le acompaña desde hace semanas. El presidente del Gobierno ha utilizado de nuevo el Falcon del Ejército del Aire para desplazarse a un acto de partido, con la coartada de una breve reunión con la delegada del Gobierno en Cataluña.
Sánchez interviene este domingo en la clausura del Congreso extraordinario del PSC, del que Salvador Illa sale nuevo líder en sustitución de Miquel Iceta. El cónclave se celebra en Barcelona, una ciudad a la que se tarda en llegar menos de tres horas desde Madrid en AVE.
El modus operandi ha sido en esta ocasión idéntico al empleado en otros siete cónclaves regionales en los que ha participado el secretario general del PSOE en el último mes y medio: para poder volar en Súper Puma (el helicóptero que le lleva de La Moncloa a la base de Torrejón de Ardoz) y Falcon sin que sea demasiado descarado, el Gabinete del presidente le organiza una visita, una reunión, un encuentro… lo que sea.
En este caso, antes de clausurar el Congreso del PSC Sánchez tenía en agenda una reunión con la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera, en la sede de la Delegación. 
La reunión de Sánchez con Cunillera que ha usado de coartada

La reunión que Sánchez ha usado de coartada, con la delegada del Gobierno en CataluñaLa Moncloa

A última hora del sábado el presidente decidió que también haría una declaración institucional desde allí a propósito del crecimiento de la sexta ola. De ello y de la reunión que la próxima semana (previsiblemente el miércoles) mantendrá con los presidentes regionales para estudiar medidas.
El 7 de noviembre Sánchez usó el Falcon para desplazarse al Congreso del PSOE de Andalucía en Torremolinos (Málaga), el del adiós de Susana Díaz y la llegada de Juan Espadas. La excusa fue una visita al centro de I+D+i de Vodafone en Málaga.
Una semana después, el domingo 14 de noviembre, utilizó el avión del Ejército del Aire para viajar al Congreso del PSPV en Benidorm. Le organizaron una reunión con representantes del sector turístico como coartada.
El 20 de noviembre voló en Falcon a Las Palmas, al Congreso del PSOE de Canarias. También allí se reunió con representantes del sector turístico de las islas. Un día después, el 21 de noviembre, rizó más el rizo: visitó una empresa en domingo -Biolan Microbiosensores- en Zamudio (Vizcaya) antes de clausurar el Congreso del PSE de la entronización de Eneko Andueza.
El domingo 27 de noviembre, Sánchez clausuró el Congreso del PSOE de Castilla y León en Burgos. También allí se desplazó en Falcon, con la coartada de una visita a la empresa Hiperbaric High Pressure Technologies.
El 5 de diciembre el jefe de filas del PSOE intervino en el Congreso de los socialistas murcianos. Le organizaron una visita a las instalaciones de la cooperativa FRUCIMU (Frutas y Cítricos de Mula) para que no pareciera lo que realmente era: que de nuevo utilizaba el helicóptero y el Falcon para trasladarse a un acto de partido.
Infografía Falcon Pedro Sánchez

JJGK

El 8 de diciembre, Sánchez cerró el Congreso de los socialistas gallegos, que eligieron a Valentín González Formoso como nuevo líder. Más de lo mismo: la cobertura fue una visita a la sede de Financiera Maderera (FINSA) en Santiago de Compostela.
Y este domingo toca Barcelona. En este tiempo ha faltado únicamente a los Congresos del PSOE de Baleares y del PSOE de Cantabria. El del PSOE de Asturias, que iba a celebrarse este fin de semana, se ha suspendido por el positivo del presidente del Principado, Adrián Barbón, que ha tenido que ser ingresado.
A mediados de octubre, la Audiencia Nacional dio un varapalo a Sánchez por utilizar la «seguridad nacional» como permanente coartada para no dar cuenta de sus viajes en Falcon, especialmente cuando son por motivos personales o para asistir a actos de partido (lo ha llegado a utilizar para ir de concierto a Benicasim y a la boda de su cuñado).
La sala de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional avaló una resolución del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno en la que éste conmina al Gobierno a informar sobre los viajes privados del presidente en Falcon y en el helicóptero Puma entre enero y mayo de 2019, en plena campaña de las elecciones generales y, después, de las municipales y autonómicas. Según la Sala, no hay riesgo alguno para la seguridad nacional ni la suya propia en hacer pública esa información.
Como publicó El Debate, entre el 4 de marzo y el 9 de abril de 2019 Sánchez se desplazó en avión oficial a Granada, Vitoria, Gijón, Málaga, Salamanca, Huelva y León para participar en mítines del PSOE. Enmascaró esos viajes con actos como presidente. Por ejemplo, una conferencia sobre el cambio climático y una visita al Instituto Nacional de Ciberseguridad en León, entre otros. Igual que está haciendo ahora.
Comentarios
tracking