15 de agosto de 2022

Puigdemont llega al Hotel Four Seasons del Bergues, el 27 de junio de 2019, para su reunión con el financiero de los oligarcas rusos

Puigdemont llega al hotel Four Seasons del Bergues, el 27 de junio de 2019, para su reunión con el financiero de los oligarcas rusosFotos cedidas por Francois Meylan

Las conexiones rusas del secesionismo

Las fotos que Puigdemont quiere borrar: reunión en Ginebra con un experto de Putin en criptomonedas

Fotos exclusivas de El Debate sobre el encuentro de Puigdemont con el financiero de los oligarcas Yuri Emelin celebrado el 27 de junio de 2019 en Ginebra

Carles Puigdemont jamás escondió su relación con Putin. No solo su equipo visitó Moscú reiteradas veces y se reunió con personas clave en el entorno presidencial –como el diputado de Rusia Unida, el partido de Putin, y nieto del ex primer ministro Evgeni Primakov o personas del servicio de seguridad como Sergei Sumin–; además, el propio Puigdemont dio entrevistas a medios de comunicación rusos con el objetivo de criticar a España y a la UE, y mantuvo encuentros en sitios públicos de Suiza con personas cercanas a los oligarcas rusos.
Uno de estos encuentros se celebró en Ginebra en el hotel Four Seasons del Bergues, el 27 de junio de 2019. Según publica El Confidencial en esa reunión participó Puigdemont, su ayudante, Josep Lluis Alay, alto cargo de la Generalitat de Cataluña y Yuri Emelin, que se presenta en su página web como experto en inversiones y trabajos en el mercado ruso y otros mercados emergentes.
Puigdemont a su entrada al Four Seasons del Bergues, acompañado por Josep Lluis Alay

Puigdemont, a su entrada al Four Seasons del Bergues, acompañado por Josep Lluis AlayFotos cedidas por Francois Meylan

Llegada al hotel Four Seasons del Bergues

Llegada al hotel Four Seasons del BerguesFotos cedidas por Francois Meylan

Miembros del equipo de seguridad del oligarca ruso

Miembros del equipo de seguridad del oligarca rusoFotos cedidas por Francois Meylan

Inversión en criptomonedas

Emelin está al frente de CFC Saint Moritz, una empresa que organiza eventos donde contactan gente para realizar negocios en el ámbito de blockchain y de la inversión en activos digitales (criptomonedas). Precisamente el juez Joaquín Aguirre, del juzgado 1 de Barcelona, descubrió en el marco de la operación Voloh conversaciones para financiar a Tsunami Democrátic, la organización que dirigía las manifestaciones y altercados callejeros en octubre de 2019 cuando el Tribunal Supremo dictó las sentencias del procés, mediante plataformas de criptomonedas.
La voluntad de Puigdemont de financiarse a través de criptomonedas no termina ahí. En diciembre de 2021 el Consell de la Republica, organismo creado para mantener la ficción de que Puigdemont preside un organismo público, dio a conocer la creación de una cartera en Ethereum, una plataforma que promueve la criptomoneda ether (ETH) donde él mismo tiene una cuenta, krls.eth.
No se sabe si esta inmersión de Puigdemont y el independentismo al mundo de las criptomonedas surgió de la reunión con Yuri Emelin pero las fotos que ilustran esta noticia, facilitadas por Francois Meylan, presidente de la plataforma Catalunya Peuple d’Espange, ponen de manifiesto que Puigdemont nunca escondió sus contactos con oligarcas rusos como Emelin dado que el hotel es céntrico en la ciudad suiza y entró por la puerta principal acompañado por Alay a media tarde.
Esta actitud desinhibida de Puigdemont choca con la crítica que Jordi Sànchez, secretario general de Junts x Catalunya y condenado por en el juicio del procés, ha realizado a Gabriel Rufián, al que ha calificado de «cloaca del estado». El portavoz de ERC en el Congreso había afirmado que los contactos de Puigdemont y su entorno con los rusos «eran de señoritos pensando que eran James Bond».
Este rifirrafe entre Sánchez y Rufián ha hecho saltar por los aires la orden emitida a primera hora de la mañana de hoy desde la presidencia de la Generalitat de no hacer comentario alguno a las informaciones que se están publicando sobre los contactos del independentismo con el entorno del Kremlin y han abierto la enésima crisis entre ERC y Junts x Catalunya.
Comentarios
tracking