20 de mayo de 2022

El presidente de la Junta de Andalucía Juan Manuel Moreno y Macarena Olona

Macarena Olona, candidata de Vox en las elecciones autonómicas andaluzas, y el Presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel MorenoEFE

Elecciones autonómicas en Andalucía

Vox desafía a las casas demoscópicas de cara al 19-J

El partido de Santiago Abascal recopila encuestas para retratar a sus «cocineros» tras las elecciones andaluzas

Obtuvo doce escaños en las elecciones andaluzas del 2 de diciembre de 2018, cuando los sondeos le otorgaban, en el mejor de los casos, cuatro puestos en el Parlamento de Andalucía. Y en comicios posteriores, más de lo mismo: Vox superaba las expectativas generadas por las casas demoscópicas. Así pues, en el partido de Santiago Abascal se han decidido a retratar a las encuestadoras.
Ya lo han dicho en más de una ocasión, también en la entrevista que su portavoz parlamentario, Manuel Gavira, concedía a El Debate en el mes de febrero: en Vox salen a ganar las elecciones en Andalucía. Para ello, se basan en «la encuesta de la calle», donde consiguen reunir a cientos de simpatizantes en cada uno de sus actos. Sacan músculo y demuestran su gran poder de convocatoria.
Además, en redes sociales son mayoría, como otrora fuera Podemos. Basta con asomarse un rato a ellas para comprobar la movilización de su gente. Así, en una encuesta que ha lanzado recientemente en Twitter el exportero del Real Madrid y la selección española Iker Casillas y donde han votado casi 89.000 usuarios, Vox arrasa con casi el 50 % de los votos.

«La candidata del pueblo»

Una de las ventajas de las redes sociales es la cercanía que puede mantener el pueblo con sus políticos, y esto lo intenta extrapolar Vox a la calle. En consecuencia, su presidenciable en Andalucía, Macarena Olona, se presentaba como «la candidata del pueblo» en su primera intervención después de confirmarse su candidatura a la Presidencia de la Junta de Andalucía en los cada vez más próximos comicios autonómicos, y en la Feria de Abril era «una más que viene a empaparse de esta feria real».
Por otro lado, la popularidad de Olona hace confiar a Vox en ganar las elecciones, más allá de que en el partido de Abascal «lo importante no es el mensajero, sino el mensaje», como demostraron en Castilla y León, donde, por cierto, los sondeos le asignaban un máximo de nueve procuradores, y finalmente lograba trece, una cifra que le ha permitido acceder al Gobierno de la Junta castellanoleonesa con la vicepresidencia y tres consejerías.
Por tanto, en Vox andan recopilando encuestas para retratar a sus «cocineros» tras el 19-J, donde esperan dar la sorpresa. Denuncian una «manipulación» y una «desinformación» que creen poder revertir en la calle y con Macarena Olona, quien, «entregada a Andalucía en cuerpo y alma», renunciará pronto a su acta de diputada nacional para dedicarse en exclusiva a la campaña electoral de Vox.
Comentarios
tracking