24 de septiembre de 2022

En el Medievo se usaban camisas viejas para fabricar papel

En el Medievo se usaban camisas viejas para fabricar papelWikipedia

Moda

El papel de camiseta, invento del Medievo

Una técnica ancestral renace en el supuestamente ecológico siglo XXI

Las camisas fueron una prenda básica de la ropa interior medieval, saliendo por el cuello y los puños en el Renacimiento, como comentamos ayer. Pero el papel reciclado de hoy en día ya tenía su precursor en las viejas camisas de la Europa Medieval.
En el Medievo, el uso de camisas viejas y sucias para fabricar papel se convirtió en una excelente novedad. Su utilización generalizada en el siglo XIV hacía de las camisas usadas un material perfecto para crear trapos que luego se convertían en papel para escribir o imprimir. Todo un hallazgo. La invención de la imprenta por parte de Gutenberg en 1438 sustituyó al trabajo de los monjes escribanos. Antes de la imprenta, se había trabajado la xilografía en madera huecograbada para promocionar panfletos políticos.
Las viejas camisas ya servían en la Edad Media para fabricar papel tupido

Las viejas camisas ya servían en la Edad Media para fabricar papel tupidoWikipedia

Cada imprenta fabricaba su propio papel con marca incluida, pero Gutenberg inventó una verdadera revolución, al reproducir a la vez varias copias de la Biblia en muy poco tiempo, fruto de su trabajo previo como orfebre y de la labor de los chinos con sus signos. Creó los primeros moldes de hierro para replicar libros enteros a un precio asequible.
Ya entonces, las viejas camisas y camisetas de mucha parte de la población, encontrándose destruidas y casi podridas, sirvieron, una vez aplastadas, para fabricar papel tupido en el que escribir o imprimir. Actualmente, cuando se valoran las tarjetas de visita hechas de camisetas recicladas, no hay nada más moderno que mirar al pasado y ver que se trata de una antigua tendencia que vuelve a la actualidad.
Comentarios
tracking