Fundado en 1910

18 de julio de 2024

Pedro y David Sánchez con su madre Magdalena

Pedro y David Sánchez con su madre Magdalena

La infancia acomodada de Pedro Sánchez y su hermano David

Su formación académica incluyó colegios privados y universidades de prestigio

La polémica que envuelve a la familia de Pedro Sánchez trasciende las fronteras de Moncloa, sumergiéndola en un escándalo que no parece tener fin. En medio de las controversias protagonizadas por su esposa, Begoña Gómez, surge una nueva situación que afecta a otro miembro de la familia. El Juzgado de Instrucción número 3 de Badajoz ha abierto una investigación por presuntos delitos contra la Administración Pública, la Hacienda Pública, malversación, prevaricación y tráfico de influencias, dirigida hacia David Sánchez Pérez-Castejón, hermano del presidente del Gobierno, y otras figuras, incluido el presidente de la Diputación de Badajoz.

Estas revelaciones han suscitado cuestionamientos sobre la verdadera identidad y la posición social de la familia del presidente del Gobierno. Aunque se les conoce por provenir de un entorno de comodidades y disfrutar de un estatus de clase media alta, las dudas sobre la verdadera naturaleza de la familia Sánchez han empezado a surgir.

La trayectoria familiar de Pedro Sánchez se arraiga en la figura de sus padres, Pedro Sánchez Fernández y Magdalena Pérez-Castejón. Criado en el seno de una familia acomodada en la distinguida zona de Tetuán, Pedro proviene de una línea de ascendencia privilegiada. Su padre, de raíces manchegas, desempeñó roles destacados como gerente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM), antes de asociarse en la próspera empresa de embalaje industrial Playbol. En contraste, Magdalena, tras una carrera como funcionaria de la Seguridad Social, optó por emprender un nuevo camino a los 40 años, embarcándose en el estudio del Derecho y posteriormente colegiándose como abogada. Una anécdota singular de su historia es que Magdalena coincidió en sus estudios con Pedro.

La travesía académica de Pedro Sánchez se inició en el prestigioso colegio Santa Cristina de Chamartín, un centro privado de orientación religiosa que en tiempos pasados albergaba a la élite madrileña. Luego, prosiguió sus estudios en el renombrado Ramiro de Maeztu, ubicado en la calle Serrano, un epicentro educativo de renombre frecuentado por la alta sociedad. Este colegio, reconocido como uno de los 100 mejores colegios públicos de Madrid en 2023 según el ranking de Micole, también contó entre sus alumnos con la Reina Letizia durante sus últimos años de formación. Durante esta época, Sánchez también participó como jugador en la cantera del club de baloncesto Estudiantes, añadiendo así una faceta deportiva a su experiencia educativa.

El Club Estudiantes de Baloncesto

Pedro Sánchez, durante su etapa en el Club Estudiantes de Baloncesto

En 1995, Pedro Sánchez se graduó en Ciencias Económicas y Empresariales en el Real Centro Universitario María Cristina de El Escorial, una centro privado adscrito a la Universidad Complutense. ¿Cuánto le costaron esos estudios? Según datos de la institución, recogidas por Okdiario en 2018, el primer año del grado en Administración y Dirección de Empresas, similar al que completó Sánchez, superaba los 6.000 euros.

Posteriormente, cursó dos estudios de posgrado: Máster en Economía de la UE por la Universidad Libre de Bruselas y Diplomado en Estudios Avanzados en Integración Económica y Monetaria Europea por el Instituto Universitario Ortega y Gasset.

Además de su formación académica, es destacable su fluidez en inglés, que ya demostró cuando, en 1997, a los 26 años de edad, se trasladó a Bosnia Herzegovina para trabajar en la oficina del Alto Representante de la Comunidad Internacional, Carlos Westendorp. La importancia de los idiomas para Sánchez se evidenció aún más en 2019, cuando se reveló que destinó 50.000 euros a la capacitación en inglés y francés para funcionarios y altos cargos del Gobierno en Moncloa.

David Azagra

Su hermano menor, David Sánchez, ha seguido un camino educativo igualmente exhaustivo. Después de graduarse en el prestigioso colegio jesuita de Cheverus en Portland, Estados Unidos, continuó sus estudios en la Universidad de Comillas (ICADE), donde se licenció en Economía y Negocios y donde la matricula puede alcanzar hasta los 14.000 euros. A pesar de su formación en economía, su verdadera pasión siempre fue la música, y decidió perseguirla.

David optó por seguir su pasión en Rusia, donde cursó estudios musicales y logró notables éxitos en composición musical y dirección operística en el Conservatorio Estatal de San Petersburgo. Al regresar a España, no solo continuó cultivando su amor por la música, sino que también se involucró en el ámbito cultural de su región, trabajando para la Diputación de Badajoz en diversas funciones relacionadas con la música y las artes escénicas. Desde 2021, también es director del programa Ópera Joven y asesor del Teatro Real.

A nivel personal, a sus 50 años, no está casado ni tiene hijos, su compromiso con el arte y la música sigue siendo fundamental para él. Su domicilio fiscal se encuentra en la encantadora localidad portuguesa de Elva, municipio que linda con Badajoz, y donde no le ven con demasiada frecuencia. Además de su dominio del español, destaca por su habilidad para comunicarse en varios idiomas, incluyendo el inglés, el italiano y el ruso.

Comentarios
tracking