Fundado en 1910

21 de julio de 2024

MADRID, 03/06/2024.- Isabel Preysler y su hija Tamara Falcó posan a su llegada a los premios internacionales del mundo de la moda ELLE Style Awards, hoy lunes en el Palacio de Cibeles, en Madrid. EFE/Borja Sánchez-Trillo

Isabel Preysler y su hija Tamara Falcó posan a su llegada unos premiosEFE

Los secretos del reinado de Isabel Preysler, al descubierto

La periodista Paloma Barrientos publica 'Isabel Preysler, reina de corazones', donde traza un retrato certero de su vida

El largo reinado de Isabel Preysler en las portadas de la prensa social arroja el eterno interrogante sobre su fórmula para seguir suscitando la fascinación del público, casi cuatro décadas después. Pocos personajes han logrado ser un reclamo para las marcas y eventos durante tanto tiempo y ella ha sabido conjugar hermetismo, elegancia y exotismo. La periodista Paloma Barrientos traza la historia de su vida y ofrece un análisis de su figura en su libro Isabel Preysler, Reina de Corazones, un volumen actualizado del que se publicó en 1991, con prólogo de Francisco Umbral.

«Soy la única periodista española, a la que junto con Queca Campillo, me mandaron a Filipinas para investigar sobre la vida de Isabel Preysler y hacer unos cuadernillos que en aquel momento se publicaban en la revista Tiempo. Luego ya se recopilaron en un libro de Ediciones B. Y todos los descubrimientos que yo hice los fue confirmando la propia Isabel, posteriormente», declara Barrientos durante una entrevista con El Debate.

El libro se divide en seis capítulos; el primero dedicado a sus orígenes en Manila, los tres siguientes a sus tres maridos -Julio Iglesias, Carlos Falcó y Miguel Boyer-, el quinto a sus hijos y el sexto a su nueva etapa marcada por su relación con Vargas Llosa. «Creo que hay cosas absolutamente desconocidas. Lo baso en la muerte de Miguel Boyer y por fin, se descubre la frase que ella dijo, que efectivamente se sentía viuda el día en que a Miguel le dio el ictus. A pesar de las informaciones que nos iban llegando, Miguel Boyer tuvo toda la ayuda posible, pero no se recuperó. Y fue una tragedia».

Barrientos

La periodista Paloma Barrientos firma 'Isabel Preysler. Reina de Corazones'

¿Cuándo volveremos a ver a Isabel enamorada?

–A mí lo que me extraña es que siga soltera. Es la primera vez que está tanto tiempo sin un hombre a su lado. Candidatos, me imagino, que tiene y además, nos daría mucha vidilla a los periodistas un nuevo amor. Después de un cantante, un marqués, un ministro y un premio Nobel, ya tendría que ser un presidente de República. Pero sí, tendría que ser alguien potente, porque Vargas Llosa ha dejado el escalafón muy alto.

¿Cuál es el secreto de Isabel para mantenerse en primera línea tanto tiempo?

–El éxito es precisamente que ella sigue siendo actualidad. A pesar de los muchísimos años que mantuvo ese misterio o secretismo, Isabel Preysler consigue tener esa cara A que interesa, pero también una B, aunque es más desconocida. Es la que a veces desvela Tamara en El Hormiguero sobre su madre. Que tiene mucho carácter, que las normas las marca ella, que es difícil discutir porque siempre tiene la última palabra. Un perfil diferente del que tenemos en las fiestas o presentaciones oficiales.

Isabel Preysler apoyó a su yerno Íñigo Onieva en la apertura de su restaurante Casa Salesas, ubicado en la calle de Fernando VI del céntrico barrio de Justicia de Madrid.

Tamara Falcó, Isabel Preysler y su yerno Íñigo Onieva en el restaurante Casa SalesasGTRES

¿Cuál es el papel de Tamara Falcó en la familia?

–Le dedico un capítulo entero. Cuando dicen que Tamara ha conseguido ser su heredera, para nada. Tamara ha conseguido ser un producto absoluto por ella misma. Y esas salidas que tiene en El Hormiguero contando cosas de 'mami' nos da una imagen diferente de esa dulzura que presenta.

Si las marcas tienen que elegir entre las dos. ¿Con quién se quedan?

–Si yo fuera marca, en estos momentos, elegiría a Tamara. Da más juego en un photocall o a la hora de hacer una entrevista, porque tiene mucho menos filtro, es más espontánea.

¿Cómo está la relación de Isabel Preysler con su yerno Íñigo Onieva?

–Hay una frase que, según Pilar Urbano, dijo la Reina Sofía respecto a Letizia: «Hay que procurar llevarse bien con las nueras y los yernos para que nuestros hijos sean felices». Es el marido de su hija y el padre de los nietos que lleguen. Pero yo me quedo con la famosa frase de «te lo volverá a hacer». Más que nada, porque tiene un máster con tres maridos.

–De sus cinco hijos, ¿con cuál tiene más afinidad?

–La verdad es que se lleva muy bien con todos. Y con las niñas congenia genial. Pero fíjate, aunque parezca mentira, yo creo que tiene mucha afinidad con Enrique, porque es el más solitario, el más independiente, al que más le ha costado todo, porque su vida ha sido un esfuerzo y no ha querido vivir del apellido.

Isabel Preysler reúne a más de 1320.000 seguidores en Instagram y en los últimos meses, se ha vuelto más activa.

–Para los paparazis y las agencias es maravilloso. Antes había que salir y hacer guardias en su casa o saber a qué restaurante iba o en qué fiesta iba a estar. Y ahora es genial, porque ella publica si se va de cena con las amigas. Esta estrategia activa también le sirve como publicidad para la promoción de las marcas que le ofrezcan como las gafas de sol de Mó, que a mí me sorprendió. No sé hasta qué punto es un contrato potente como era el de Porcelanosa o el de Ferrero Rocher. Es sorprendente su actividad en Instagram, pero bienvenida sea.

Comentarios
tracking