Fundado en 1910

22 de julio de 2024

Recep Tayyip Erdogan, presidente de Turquía

Recep Tayyip Erdogan, presidente de TurquíaAdem Altan / AFP

Encuentros y desencuentros entre persas y turcos

Así son las relaciones entre Turquía, Irán e Israel, mientras estos dos mantienen una guerra encubierta que incluye ciberataques, asesinatos de científicos nucleares iraníes y sabotajes a barcos

El ministro de Asuntos Exteriores de la República Islámica de Irán, Hossein Amir Abdollahian, visitó Turquía el 27 de junio, un día antes de la cumbre de la OTAN en Madrid.

Durante su encuentro con su homólogo turco, Mevlüt Çavusoglu, afirmó compartir las preocupaciones de Turquía por su seguridad: «Hay que eliminar lo antes posible y permanentemente las preocupaciones de seguridad de Turquía en Siria».

Calificó a Turquía como país «hermano y aliado» en la región, con quien Teherán desea reforzar las relaciones, especialmente en seguridad, ejército y economía.

El ministro iraní acudió a Ankara cuatro días después de la visita a la capital turca del ministro israelí de Asuntos Exteriores, quien agradeció a Turquía la cooperación en seguridad con la que «impidió la conspiración de Irán».

Israel

Igualmente, Abdollahian recalcó que comparten punto de vista sobre la cuestión de Jerusalén y de Palestina y se refirió a Israel: «A donde vayan los sionistas siempre llevaron la inseguridad y los engaños allí».

De forma sibilina se refería a unas declaraciones del ministro israelí de Exteriores, Yair Lapid, que será primer ministro, en los que acusó a Irán de terrorismo: «En las últimas semanas, se han salvado vidas de ciudadanos israelíes gracias a la cooperación diplomática y de seguridad entre Israel y Turquía (…) Irán está tras estos intentos de ataques terroristas (…) No hablamos solo del asesinato de turistas israelíes inocentes, sino de una clara violación de la soberanía turca por parte del terrorismo iraní». Mevlüt Çavusoglu, en esa ocasión, expresó que «se ha dado un mensaje» a Teherán: «Nunca permitiremos estas amenazas en nuestro país».

Las fuerzas de seguridad turcas desmantelaron un comando iraní en Estambul y lo detuvieron acusándoles de organizar ataques a israelíes, informó el 22 de junio la Agencia de Noticias Ihlas.

Aseguró que Irán responderá a «los asesinatos y sabotajes del régimen sionista» sin causar daños a ciudadanos u otros países.

Este mes de junio, Israel avisó a sus ciudadanos que «regresen lo antes posible» de Turquía y que cancelen los viajes previstos a ese país por las amenazas iraníes.

Irán e Israel mantienen una guerra encubierta que incluye ciberataques, asesinatos de científicos nucleares iraníes y sabotajes a barcos.

Acuerdo nuclear y sanciones

Obviando el tema en esta ocasión, el titular turco de Exteriores declaró que en Turquía «siempre nos hemos opuesto a las sanciones unilaterales contra Irán y no las consideramos correctas».

«Esperamos que todas las partes tomen las medidas necesarias para hacer que el acuerdo nuclear vuelva a funcionar», dijo Çavusoglu ante la prensa junto con el ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Hossein Amir-Abdollahian, en Ankara.

Çavusoglu prometió una mayor cooperación con Irán: «Nuestra cooperación en el combate al terrorismo es importante. Tenemos que seguir con nuestro trabajo conjunto en este asunto porque el terrorismo es nuestro enemigo común».

El ministro Amir-Abdollahian respondió que «las preocupaciones de seguridad de Turquía en Siria se deben resolver de inmediato y de forma permanente» y añadió que «entendemos que quizá se pueda requerir una operación especial».

Ese entendimiento es un cambio esencial, dado que, hace poco, la agencia de prensa iraní Fars News acusó a Ankara de apoyar a los terroristas.

Ahmet Davutoğlu cuando fue ministro de Exteriores de Turquía, emitió una consigna: «Cero problema con los vecinos». En esa línea, el actual presidente iraní, Sayyid Ebrahim Raisi, insistió en que los problemas de la región deben resolverlos los estados contiguos sin injerencias extranjeras.

Contenciosos

En los conflictos de Libia y de Siria, Teherán y Ankara están alineados en posiciones opuestas. Además, Turquía es un país miembro de la OTAN, organización a la que Teherán acusa de ser el brazo armado de EE.UU.

Irán ha venido rechazando las ambiciones turcas en el norte de Irak y en Siria. Especialmente en Sinyar, región iraquí del noroeste, cuya estabilidad es necesaria para el proyecto persa de construir una carretera que conecte Teherán con el Mediterráneo, en el puerto sirio de Lataquia.

Allí han intervenido las fuerzas turcas para combatir al Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK). Turquía acusa de Irán de mantener buenas relaciones con la Unión Patriótica del Kurdistán (UPK), uno de los partidos que controlan el Kurdistán iraquí.

La milicia proiraní Ashab al-Kahf de Irak ya exigió hace tiempo que «Turquía cese sus actos hostiles; esperábamos que Turquía complete su retirada del territorio iraquí, no que aumente su intromisión». Ashab al-Kahf, en 2020, atacó con cohetes la Embajada de EE.UU. en Bagdad.

Turquía apoya a Azerbaiyán en su contencioso con Armenia. El presidente Erdogan afirmó que turcos y azeríes son el mismo pueblo, un problema cuando dentro de Irán hay una gran minoría azerí que no ve con agrado el tradicional apoyo de Teherán a la cristiana Armenia.

En la provincia turca de Van, con 295 kilómetros de frontera con Irán, Turquía anunció que construirá un muro para evitar el contrabando, las filtraciones terroristas y la entrada de refugiados afganos que huyen del talibán.

La primera fase es un muro de hormigón de 64 kilómetros en esa zona montañosa. A esto se suma el proyecto turco de construir presas en el fronterizo río Aras lo que reducirá la llegada de agua tanto hacia Irán como hacia Irak.

Por su lado, en enero, Irán interrumpió el flujo de gas natural a Turquía durante diez días, lo que provocó una crisis energética en las fábricas turcas.

Quién es quién

Sayyid Ebrahim Raisi es un alfaquí y político fundamentalista iraní, actual presidente de la República Islámica de Irán desde el 5 de agosto de 2021, cuando sustituyó al clérigo moderado Hassan Rohaní. Comenzó su carrera judicial con 20 años, como fiscal de Karaj.

Raisi fue fiscal general, presidente del Tribunal Supremo y miembro de la Asamblea de Expertos, organismo que designa al líder supremo de Irán, hoy Alí Jamenei. Su campaña contra la corrupción llevó a la destitución de 60 jueces y a la detención del hermano y de un ministro del anterior presidente Rohaní. Es considerado miembro de la línea dura y EE.UU. le acusa de crímenes contra los derechos humanos.

Recep Tayyip Erdoğan es presidente de Turquía desde agosto de 2014 y, previamente, primer ministro entre marzo de 2003 y agosto de 2014. Fundador del Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP en siglas turcas) organización turca de derecha con facciones de extrema derecha. El AKP es un partido socialconservador de tendencia islamista. Fue miembro de la Alianza de los Conservadores y Reformistas Europeos desde 2013 hasta 2018.

Después del extraño intento de golpe de Estado en Turquía de 2016, en que el avión del presidente Erdoğan aterrizó en Teherán, ganó las elecciones presidenciales de Turquía de 2018, y Erdoğan concentró nuevos poderes, aprobados en un referéndum constitucional de 2017, que transformaron la Presidencia en un cargo ejecutivo, mucho. Sus dos ejes son el Islam y la resurrección de la influencia imperial otomana en el área.

Dos imperios de antaño, persas y otomanos, luchan soterradamente por una nueva hegemonía en Asia y Oriente Medio.

Comentarios
tracking