Fundado en 1910

20 de junio de 2024

(Desde la izquierda) Geert Wilders (PVV), Dilan Yesilgoz (VVD), Caroline van der Plas (BBB) y Pieter Omtzigt (NSC)

(Desde la izquierda) Geert Wilders (PVV), Dilan Yesilgoz (VVD), Caroline van der Plas (BBB) y Pieter Omtzigt (NSC)Koen van Weel / AFP

La coalición de derecha de Países Bajos presenta su pacto de gobierno con el que endurecerá al máximo la política de asilo

Casi seis meses después de las elecciones, cuatro partidos de derecha firmaron un documento de 26 páginas bajo el título «Esperanza, coraje y orgullo»

La nueva coalición de gobierno de Países Bajos quiere endurecer al máximo su política de asilo, aunque podría llevarle «años» obtener una derogación del sistema europeo en la materia, dijo a AFP este jueves el líder de extrema derecha y vencedor de las últimas legislativas, Geert Wilders.

El acuerdo para formar un gobierno de coalición fue anunciado la noche del miércoles, seis meses después de la victoria electoral del partido de Wilders.

De momento no se sabe quién será el jefe del ejecutivo. La persona designada sucederá al primer ministro saliente, el liberal Mark Rutte, bien posicionado por otro lado para ser nombrado secretario general de la OTAN.

El pacto de gobierno se alcanzó entre cuatro formaciones, el Partido de la Libertad (PVV) de Wilders, que tiene una línea dura contra la inmigración ilegal y el islam, el partido campesino BBB, el Liberal VVD y el anticorrupción Nuevo Contrato Social (NSC).

Según el programa dado a conocer este jueves, un documento de 26 páginas, «se tomarán medidas concretas para aplicar las medidas más duras» en política de asilo, y adoptar un paquete global que permita «controlar la inmigración».

Las partes quieren pedir igualmente «lo antes posible» a la Comisión Europea la posibilidad de prescindir de las reglas comunes sobre política de asilo.

No obstante, el propio Geert Wilders reconoció en declaraciones a AFP que esa derogación, de la que ya goza otro país vecino, Dinamarca, «llevará años».

«Intentaremos lograr la llamada derogación sobre el asilo, como la que tienen los daneses. Pero en caso de funcionar, podría llevar años» conseguirlo, admitió el dirigente neerlandés.

Las personas sin un permiso válido de residencia podrán ser deportadas «por la fuerza si es necesario», señala el programa de gobierno

Wilders insistió en que a corto plazo, el nuevo gobierno de signo conservador empleará la legislación existente para restringir lo que denominó como «un flujo de demandantes de asilo».

«Lo que tenemos hoy en nuestro acuerdo es realmente la política más dura contra el asilo jamás aplicada en Países Bajos», dijo a AFP el líder del PVV, que promete aplicar controles fronterizos para prevenir esas llegadas de solicitantes de asilo.

Apoyo a Ucrania e Israel

En política exterior, los partidos integrantes de la coalición se comprometen a apoyar a Ucrania «políticamente, militarmente, financieramente y moralmente».

Igualmente, el acuerdo llama a examinar la idea de trasladar la embajada neerlandesa en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

Los israelíes consideran Jerusalén su capital «eterna e indivisible», pero los palestinos quieren instalar en ella la capital de un hipotético Estado. La mayoría de gobiernos del mundo tienen su embajada en Tel Aviv.

Entre los favoritos para el cargo de primer ministro suena el nombre de Ronald Plasterk, quien fue ministro de Educación e Interior.

En marzo, los cuatro partidos acordaron formar un gabinete, compuesto en un 50 % por políticos y en un 50 % por personalidades independientes o tecnócratas.

Comentarios
tracking