Fundado en 1910

14 de julio de 2024

Cosas que pasanAlfonso Ussía

El sustituto

El invencible Tezanos, el más idóneo para sustituir a don Álvaro cuando éste, con bastantes probabilidades, ocupe el lugar que se le asigne en el vehículo celular que le proporcione el ministro Marlasca en cumplimiento de las leyes

Actualizada 01:30

El señor Fiscal General, considerado entre los suyos como el peor de la clase, está a un paso de la imputación. En La Moncloa se elabora la lista de los posibles sustitutos. Por lógica, un Fiscal General, para acceder al más alto cargo de la Fiscalía, está obligado a demostrar que, previamente, ha sido fiscal. No obstante, y del mismo modo que la chufla teñida de Sumar pretende que los jueces sean jueces sin aprobar la oposición, Sánchez tiene previsto nombrar sucesor de su malogrado Fiscal General a uno cualquiera de sus lamedores, sin reparar en su currículo como fiscal o como ingeniero técnico de Caminos, Canales y Puertos.

Dos nombres destacan entre sus preferidos. Barrabés y Tezanos. Para mí, que Tezanos sería el adecuado. Barrabés, el gran amigo de su esposa, carece del empaque que todo Fiscal General debe mostrar en sus movimientos. García Ortiz es una rotunda calamidad, pero se mueve bien, se ríe mucho y aparece y desaparece como si perteneciera a la familia de las libélulas. En este punto y hora, los lectores de El Debate se preguntarán, con pleno derecho a hacerlo, de qué familia forman parte las libélulas, y no tengo inconveniente alguno en informarles al respecto. Las libélulas, de cuerpo largo, esbelto y colores llamativos – en este caso, el rojo carmesí–, es el insecto más extravagante de la familia de los Odonatos, y se mantienen horizontales cuando se posan. Sobre todo, cuando se posan sobre las jardineras invadidas por flores del palacio de La Moncloa. Vistas de frente, sus enormes ojos advierten, y por detrás, mueven sus términos corporales con peculiar delicia, gracia y agilidad. Barrabés nada tiene de libélula, ni Koldo, ni David Azagra. Tampoco Tezanos, pero éste último es capaz de cualquier milagro en su metamorfosis con tal de contentar a su amo. Y no se ríe tanto como García Álvarez. Tampoco hay que descartar a Pachi López, que lo ha sido todo en la política cuando en realidad es lo más cercano a la nada. Sería un gran Fiscal General, que desbordaría la sabiduría jurídica de sus subordinados con su absoluta falta de conocimientos. En España, los sabios siempre han estado a merced de los iletrados y los tontos osados.

No obstante, sigo prefiriendo a Tezanos, el invencible Tezanos, el más idóneo para sustituir a don Álvaro cuando éste, con bastantes probabilidades, ocupe el lugar que se le asigne en el vehículo celular, que a pesar de su disgusto sollozado, le proporcione el ministro Marlasca en cumplimiento de las leyes. Servicio discrecional.

Porque don Álvaro, considerado no idóneo para desempeñar su cargo por el Consejo General del Poder Judicial, gran maestro de la desviación de poder, y máximo responsable de sus órdenes ilegales a sus subordinados, se halla a un paso de ser imputado, es decir, procesado, por revelación de secretos. Ahora, además, pretende que los cuatro fiscales del «Procés» o «Prusás», no obstaculicen la amnistía al delincuente Puigdemont, acusado de terrorismo, prevaricación y uso fraudulento del dinero público, siguiendo órdenes de Sánchez, que oportuno es recordarlo es el culpable del desbordamiento del pozo de detritus extendido por toda España.

Don Álvaro no es un Fiscal General, sino un servil esclavo del poder ejecutivo, un miembro oculto del Gobierno, que ha depositado toda su lealtad al servicio de un aspirante a tirano olvidando a todos los españoles. Una desdicha de Fiscal General.

Y para colmo, un dictador instalado en la Fiscalía. Será el Supremo el encargado de analizar sus turbios comportamientos, pero hay que preparar a su sucesor. Y sigo creyendo que el más idóneo es Tezanos, que no es fiscal, pero que compensa ese pequeño inconveniente con un tesón en la equivocación y una lealtad en la manipulación que le convierte en digno sucesor de la libélula monclovina.

Tezanos, Fiscal General.

Comentarios

Más de Alfonso Ussía

  • La pictórica

  • Hardy

  • Nuevo periodismo

  • La morena enchufada

  • Cosas electorales

  • tracking