Fundado en 1910

01 de marzo de 2024

Jon Rahm ganó este domingo su primer Masters de Augusta

Jon Rahm, en una imagen de archivoEFE

La desconcertante comparación que hace Jon Rahm con el Athletic para irse a la millonaria Superliga del golf

Jon Rahm es el protagonista de uno de los grandes terremotos en el deporte del año. El golfista español deja el circuito clásico del golf, el PGA Tour, para irse a la llamada Superliga, el LIV Golf que controla Arabia Saudí. Se estima que son 525 millones de euros los que han motivado este cambio que revoluciona el deporte.
En sus primeras declaraciones, Rahm ha justificado esta decisión en que «me pusieron en una posición en la que tuve que pensar sobre ello y lo hice» y porque cree «que es lo mejor para mí y para mi familia». Eso sí, ha reconocido que los millones cuentan y mucho: «No voy a mentir y decir que el dinero no ha sido una de las causas por las que me voy a incorporar al LIV».
En estas primeras explicaciones ante un cambio que revoluciona el golf y en general el mundo del deporte (será el deportista mejor pagado del mundo), Rahm ha hecho una curiosa reflexión sobre el Athletic Club, su equipo, que ha desconcertado por completo.
«Creo que la afición española va a entender mi principal motivación para ir a LIV. Se trata del equipo, es algo diferente, muy especial, ser parte de un equipo y crear una afición. Yo soy del Athletic y es más que fútbol, es una religión», ha dicho Rahm en una comparación que cuanto menos crea desconcierto.
Y es que el Athletic, equipo de fútbol de Bilbao del que es Rahm, no es precisamente un ejemplo de equipo millonario que se mueva por dinero. El club vasco tiene una filosofía muy concreta además por la que solo quiere tener jugadores nacidos en el País Vasco, Navarra y la Rioja. Es decir, aunque tuviera 500 millones de euros no podría fichar al mejor jugador del mundo. De ahí que la comparación sea cuanto menos rara ya que Rahm se va a la Superliga del golf debido a una espectacular cantidad millonaria, algo que contrasta al completo con lo que es la vida diaria del Athletic.
Para esta comparación, Rahm también especificó que «me encantaría poder crear esa afición, sería increíble, me hace ilusión y me emociona pensar en ello», teniendo en cuenta que el Athletic, como cualquier equipo de fútbol (u otro deporte colectivo) suele ser un sentimiento que para el aficionado no se mide por dinero y al que apoyas sea cual sea la estrella de la plantilla, el entrenador o el presidente. El golf es un deporte individual en el que a quien sigues y apoyas es una persona física.

Temas

Comentarios
tracking