09 de agosto de 2022

Joshua Novick, profesor asociado de IE Business School

Joshua Novick, profesor asociado de IE Business School, en una imagen de archivoEl Debate

Entrevista | Profesor asociado de IE Business School

Joshua Novick: «La vida de los europeos va a cambiar de una forma importante»

El emprendedor, socio de Bondo Advisor y profesor asociado de IE Business School, pronostica un cambio en el tablero económico mundial para 2050. China avanza y Estados Unidos y Europa perderán buena parte de su estado del bienestar

Durante los últimos años, China –el gigante dormido– ha comenzado a despertar. El mundo se enfrenta a un cambio económico global que moverá las piezas de un tablero que hoy por hoy sigue dominando Estados Unidos. Joshua Novick, experto en tecnología, cofundó su primera startup tecnológica a finales de 1995. Casi 30 años empapándose de los cambios globales que se han producido a espaldas de una sociedad –la occidental– demasiado acomodada como para darse cuenta de que el bienestar del que disfrutan puede no ser eterno. Novick, profesor asociado de IE Business School señala a 2050, como el año en que Pekín dominará las finanzas mundiales.
–¿Cuál es la salud real de la economía china en este momento?
–Lo que está claro es que está sufriendo una ralentización en la economía, acusado por el problema logístico y también por todo el caos que ha generado el reciente confinamiento por la ola de covid que ha recorrido el país. Ellos, al igual que el resto, están sufriendo. Lo que pasa es que pinta a que van a sufrir menos que Europa o Estados Unidos.

Ni EE.UU. ni Europa cuentan con la cultura del esfuerzo de los asiáticos

–¿Cree que ya ha comenzado a gestarse ese cambio económico global a favor de China?
–No tengo la menor duda. Prácticamente el 80 % de la población mundial es asiática. Estamos hablando de 4.500 millones de personas, de los cuales el 90 % viven hoy en China, Corea, Taiwán… todos esos países donde se está experimentando crecimiento. Cada vez cuentan con mayor volumen de clase media, la pobreza está cayendo. En el 1984, el 96 % de la población en China vivía con menos de 100 dólares al mes. Ese porcentaje de personas ha ido cayendo hasta el 20 % en 2012. China tiene una economía interior tremenda. Son 1.400 millones de personas que consumen. Es un mercado interior que ni Europa, ni Estados Unidos tienen.
–¿Qué están haciendo Estados Unidos y la Unión Europea para intentar defender esa posición?
–Estados Unidos sigue haciendo lo mismo. Es un país donde hay mucha inversión en tecnología y fomentan el emprendimiento. Mientras Europa está dividida en muchos países. Cada uno tiene su sistema impositivo, un derecho laboral… cada país es un mundo, con su idioma, sus impuestos y sus leyes. Eso complica mucho porque no hay un mercado único.
Joshua Novick, profesor asociado de IE Business School

Joshua Novick, profesor asociado de IE Business SchoolEl Debate

–La guerra en Ucrania ha estallado en plena disputa por el liderazgo económico que mantiene Estados Unidos. ¿El resultado de esta guerra puede determinar quién dominará las finanzas mundiales?
–No, no lo va a determinar. Es una guerra muy fea para Ucrania, que está causando un problema global de suministro de materias primas pero no va a suponer un cambio. La diferencia fundamental entre Asia y Europa es que en Asia hay una cultura del esfuerzo que está infravalorada en Europa. En Asia hay un 4 % de desempleo. No hay subsidio y la gente trabaja en lo que sea. Esto ha hecho que baje la pobreza del 82 % al 36 %, y esto ha sido gracias al esfuerzo. Hay un dato, en Estados Unidos un 6 % de la población es de origen asiático. De los asiáticos residentes en EE.UU. mayores de 25 años, un 54 % tienen una licenciatura. Es un porcentaje muy superior al de estadounidenses con estudios superiores, que apenas llega al 33 %. Ahora mismo el ingreso familiar medio de asiático americano es de 85.000 dólares, y la media de estadounidenses es de 61.000 dólares. No sólo el esfuerzo de trabajar, el esfuerzo de estudiar, la esfuerzo en general, que es la fortaleza de ese continente.
–¿Habrá un cambio de divisa dominante?, ¿pasaremos del dólar al yuan?
–No lo tengo tan claro. China va a ser un mercado muy interiorizado. Va a ocurrir lo mismo que en Estados Unidos. Cuando escuchamos hablar de Google pensamos en una empresa supermundial, pero en realidad el 45 % de las ventas de Google se hacen dentro de Estados Unidos. China cada vez va a exportar menos e importar menos porque tiene un mercado propio enorme, con gente que cada vez va a consumir más.

Europa no va a poder seguir pagando las pensiones y subsidios que paga

–¿Cómo será el futuro dominado por la economía china?
–Va a ser muy diferente, porque Europa se va a empobrecer. Creo que se va a notar una diferencia sustancial. El famoso estado de bienestar europeo, que está financiado por una economía todavía fuerte, es posible que ya no exista de la misma manera dentro de unos años. La ventaja de Europa es que se vive muy bien. Porque ese estado del bienestar está financiado por una economía que tiene un liderazgo, pero según vaya perdiendo competitividad, va a ser mucho más difícil, y la vida de las personas va a cambiar de una forma importante.
–¿Habrá un cambio de roles?
–Va a haber un cambio. Europa no va a poder pagar las pensiones que paga, los subsidios por desempleo que paga y otras cosas que serán muy difíciles de financiar de la misma manera. Eso va a traer un cambio social importante, tal y como pasa ahora en otros países. Es un problema de actitud, no hay esa hambre de crecer individualmente que sí tienen los asiáticos.
Comentarios
tracking