08 de febrero de 2023

Teodoro Obiang, presidente de Guinea Ecuatorial

Teodoro Obiang, presidente de Guinea EcuatorialEl Debate

Investigación

Guinea Ecuatorial justifica que el español que fue secuestrado y torturado murió por tuberculosis y VIH

El Debate publica hoy el certificado de defunción de Julio Obama, donde se omiten secuelas de las descargas eléctricas que, según la Policía Nacional, sufrió este español

Las autoridades de Guinea Ecuatorial aseguran que el español fallecido Julio Obama murió como consecuencia de padecer el virus del VIH y tener tuberculosis. Esta muerte se ha producido tan sólo dos meses después de que la Audiencia Nacional abriera una investigación a la cúpula de la seguridad del país africano por liderar una red de secuestro y torturas a dos españoles.
El Debate ha tenido acceso al certificado de defunción de Obama, que murió el pasado domingo en la cárcel ecuatoguineana de Oveng Azem. El documento concluye así las causas de la muerte: tuberculosis pulmonar en paciente portador de VIH-SIDA, nefropatía diabética e hipertensión arterial. El certificado, redactado por el doctor Ernesto Luis Hernández, médico especialista en medicina interna que trabaja en el Hospital de Mongomo, lleva el sello del Ministerio de Sanidad y Bienestar Social del país africano que dirige Diosdado Vicente Nsue Milang.
Acta de defunción

Certificado de defunción (I)El Debate

En la actualidad, la Audiencia Nacional investiga a la cúpula de la seguridad del país africano por los delitos de secuestro con finalidad terrorista y torturas. El juez que instruye la causa, Santiago Pedraz, titular del Juzgado Central de Instrucción número 5, ha imputado a Carmelo Ovono Obiang, también hijo del presidente Obiang, secretario de Estado de la Presidencia y jefe del servicio de Inteligencia en el exterior; a Nicolás Obama Nchama, responsable de la seguridad interior; y a Isaac Nguema Endo, director de la Seguridad Presidencial.
El español Julio Obama se encontraba en Guinea Ecuatorial desde finales de 2019. Llegó al país africano junto al también español Feliciano Efa. Ambos pisaron territorio africano, según los datos que maneja la Comisaría General de Información de la Policía Nacional, tras haber sido secuestrados por una red vinculada al Estado ecuatoguineano establecida en España cuya misión era localizar a opositores del régimen de Teodoro Obiang, presidente del país.
El informe médico del fallecimiento del español Obono comienza así: «Según refiere su médico de cabecera comenzó en la prisión a perder peso. Venía presentando tos desde hacía dos semanas. A partir de eso fue llevado a la clínica Virgen de Guadalupe donde le realizaron los exámenes correspondientes. Fue diagnosticado de una tuberculosis pulmonar». En cambio, no hay ni rastro de posibles secuelas de descargas eléctricas o algún tipo de torturas.
Certificado de defunción (II)

Certificado de defunción (II)El Debate

Como ha podido saber este periódico, el juez Pedraz tiene en su poder una grabación en la que uno de los dos españoles relataba en primera persona las torturas que sufría en el país africano. «Me sometieron a descargas eléctricas y me colgaron atado durante horas (...). Casi me revientan los brazos porque se me ató como se suele atar a un cocodrilo, de pies y manos, entre las ataduras atraviesan un palo largo, te levantan y te cuelgan arriba (...). Con la presión sanguínea se me reventaban las venas de los brazos y las piernas porque la presión era excesiva y la sangre salía disparada por todas partes».
En la cinta que obra en poder de la Audiencia Nacional también se escucha: «Tras estar colgado 50 minutos me dieron convulsiones y se me empezaron a romper los dientes». Sin embargo, el certificado de defunción omite todos estos datos y justifica la muerte del español como un «empeoramiento clínico». Este informe finaliza así: «Estuvo una semana y ante el empeoramiento clínico como consecuencia de una insuficiencia respiratoria y por carencia de soporte de oxígeno fue remitido al hospital La Paz de Bata, permaneciendo allí una semana».

Acusaciones de injerencia

Teodoro Nguema Obiang Mangue, vicepresidente de Guinea Ecuatorial e hijo del presidente Obiang, ha acusado a España de cometer injerencia política por investigar la desaparición de estos dos españoles y el fallecimiento de uno de ellos. «Recomiendo a todos los miembros del Gobierno de Guinea Ecuatorial que eviten viajar al Reino de España para no ser humillados, porque ese país europeo no quiere la prosperidad de los ecuatoguineanos. Sólo humillar a nuestro país, cometer injerencia e irrespetar nuestra soberanía», ha asegurado en sus redes sociales.
Teodoro Nguema Obiang Mangue, vicepresidente de Guinea Ecuatorial

Teodoro Nguema Obiang Mangue, vicepresidente de Guinea EcuatorialGobierno de Guinea Ecuatorial

La tesis de la segunda autoridad del país africano sobre estos dos españoles es esta: «España sigue queriendo desprestigiar el nombre de Guinea Ecuatorial, por eso está tergiversado la historia. Estos terroristas fueron detenidos por las autoridades sudanesas y extraditados a Guinea Ecuatorial», publicó en sus perfiles oficiales. También acusa a España de querer invadir el país africano tras instalar en Gabón una base militar.
«La base militar que ha creado España en nuestra frontera con Gabón es una clara provocación a Guinea Ecuatorial, y un pretexto para invadir nuestro país, con la excusa de proteger a los españoles residentes en Guinea Ecuatorial», afirma Teodoro Nguema Obiang Mangue.
Comentarios
tracking