Fundado en 1910

24 de mayo de 2024

Javier Ortega Smith, em la redacción de El Debate

Javier Ortega Smith, en la redacción de El DebateEl Debate (copyright)

Ortega Smith recuerda que «Vox no nació como una agencia de colocación de amigos»

Llama a que los suyos no se duerman «en los laureles» tras los malos resultados del 23-J

Javier Ortega Smith ha vuelto a criticar algunas de las dinámicas de Vox. El vicepresidente del partido ha advertido de que, tras los malos resultados del 23-J no pueden «dormirse en los laureles» y ha señalado que la formación presidida por Santiago Abascal no debe apartarse de sus principios ni convertirse en una «agencia de colocación de amigos».
«Vox no nació como un modus vivendi, Vox no nació como una agencia de colocación de amigos, Vox nació y debe ser siempre así como vocación de servicio a los españoles», continúa el vicepresidente de la formación, que añade que tener claro que el partido es una «herramienta de servicio» es «lo único» que les hará recuperar el apoyo de la ciudadanía.
El 23-J, Vox perdió 19 escaños y 700.000 votos respecto a los comicios de 2019 y, si bien reconoce que los de Abascal «no pueden estar satisfechos» con los resultados, matiza que no le corresponde a él hacer «autocrítica». «Esa autocrítica le corresponde hacerla al Comité Ejecutivo Nacional» en su conjunto, y al presidente del partido, según explica en una entrevista concedida a Europa Press.
Pero, en esta línea, ha recordado la situación de partidos que vivieron un «descenso, una pérdida de confianza» y han terminado desapareciendo o prácticamente, como Ciudadanos o Unión, Progreso y Democracia (UPyD), por lo que ha pedido «ser lo suficientemente firmes con nosotros mismos».
Para hacerlo, y en su condición de vicepresidente de Vox, de portavoz en el Ayuntamiento de Madrid y de diputado nacional, Ortega Smith ha recomendado «ser fieles a la razón por la que nació» el partido, «trabajar con respeto, ser muy transparentes en las decisiones y actuar siempre pensando que Vox no puede ser el fin de nadie».

Lamenta la marcha de Espinosa de los Monteros

Precisamente Ortega Smith loa la figura del ex portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, como ejemplo de la apuesta de la formación en sus inicios por «convertirse en un ejemplo en la política y para que los mejores pudieran adquirir la condición de responsables orgánicos del partido o de cargos públicos: que se prime a quienes sean los mejores».
«Personas como Iván representan lo que Vox representa en la política: generosidad y preparación, vocación y amor a España. Y por eso a mí me dolió tantísimo y lo sigo echando de menos todos los días, que perdiéramos a un brillante portavoz», lamenta el vicepresidente de Vox.
Espinosa de los Monteros abandonó la portavocía de Vox a principios de agosto alegando problemas familiares y su marcha desencadenó rumores de crisis interna y sobre la existencia de dos alas, una neoliberal y otra más dura: la primera encarnada por el exportavoz parlamentario y la segunda representada por el también vicepresidente de Vox Jorge Buxadé.
Preguntado sobre si en Vox existen «dos almas», Ortega Smith especifica que no. «Existen miles de almas. Cada afiliado de Vox tiene su propia alma», matiza el portavoz en el Ayuntamiento de Madrid.

Diversidad de opiniones

Sí admite la existencia de «opiniones y peculiaridades», pero «tantas como cada persona». En este sentido, avisa de que «los que pretenden siempre buscar la uniformidad pretenden encajonarlo todo» y señala que Vox es un partido que «no encasilla».
«Los que quieren siempre encasillarnos, meternos en grupos, en etiquetas, se están equivocando», advierte, porque «los grandes principios, las grandes ideas, las compartimos la inmensa mayoría de los que hemos formado este proyecto».
Comentarios
tracking