07 de agosto de 2022

Las recetas de El Debate: tarta de queso y chocolate blanco

Las recetas de El Debate

Tarta de queso y chocolate blanco

Con una sencilla preparación, tendrás un delicioso postre para no fallar ante tus invitados

La tarta de queso es uno de los postres que nunca falla. Por eso, en la receta de esta semana, Paula Barros nos trae una forma muy sencilla de prepararla. Además, con el toque de chocolate blanco, sorprenderás a todo aquel que se lleve este delicioso manjar a la boca.

Tarta de queso y chocolate blanco

INGREDIENTES

  • 500 gramos de queso crema
  • 100 gramos de queso de Burgos
  • 250 gramos de nata de montar
  • 5 huevos
  • 120 gramos de chocolate blanco
  • 70 gramos de azúcar
  • 10 gramos de harina
  • Una pizca de sal
  • Galletas María, para la base
  • Mantequilla

PASOS

  • Para la base. Trituramos las gallegas hasta hacer un polvo grueso. Las mezclamos con mantequilla derretida en el microondas. Hacemos la masa de galletas con las manos.
  • A continuación, embadurnamos el molde con mantequilla y disponemos la base de galleta por toda la superficie y un poco por las paredes del molde. Procuramos que la base sea homogénea.
  • Para la tarta. Derretimos el chocolate blanco y lo dejamos atemperar un poco.
  • Ponemos el resto de ingredientes en un cuenco y los batimos e integramos bien. Rompemos las burbujas que se forman con una cuchara.
  • Vertemos este líquido sobre la base de galletas.
  • Precalentamos el horno en posición ventilador a 190º C.
  • Dependiendo de la consistencia que nos guste en la tarta, lo tendremos más o menos tiempo en el horno.
    - Sobre 25 minutos, si queremos el interior más líquido y que se desparrame. 
    - Unos 30 minutos para que quede el interior cremoso, pero no líquido.
    - La dejaremos 35 minutos si queremos una tarta más compacta. 
    Cada horno es distinto, así que es mejor ir controlando la consistencia a partir de los 25 minutos.
  • Reposar la tarta a temperatura ambiente 2 o 3 horas antes de servir.

LOS TRUCOS DE PAULA

  • El horno en posición ventilador funciona muy bien para que la tarta no quede seca. Si la queremos un poco tostada por encima, cambiaremos a posición gratinado los últimos minutos. A veces, dependiendo del horno, es suficiente la posición ventilador para que quede tostada por encima.
  • La masa de galletas debe quedar perfectamente integrada, pero sin que sea muy grasienta. Hay que ir añadiendo la mantequilla poco a poco para no pasarse de cantidad.
  • Se puede dejar reposar la tarta en la nevera (se compactará más) o a temperatura ambiente.
  • Se puede utilizar otro tipo de galletas para la base. Yo, a veces, utilizo las galletas Lotus y queda fantástica.

Comentarios

Más de Recetas

tracking