07 de octubre de 2022

Calles vacías en Kiev en el primer día de inicio de guerra

Calles vacías en Kiev en el primer día de inicio de guerraSvitlana

Guerra Rusia - Ucrania

Testimonios desde Ucrania: «Si las sirenas suenan tres veces hay que acudir al refugio más cercano»

A las 5 de la mañana Rusia ha invadido Ucrania. Sobre las 7 horas las sirenas aéreas han sonado en el país para advertir a los ciudadanos de la invasión y ofrecerles ciertas recomendaciones: «Nos han explicado que estemos atentos a las sirenas. Si las alarmas suenan solo una vez es porque el Estado quiere informarnos de algo y debemos conectarnos a la televisión o las redes sociales para estar pendientes. Si suenan tres veces en 15 minutos debemos salir de casa y acudir al refugio más cercano», ha explicado a El Debate Svitlana, una ucraniana de 49 años residente en Kiev.
La ciudad cuenta con una serie de refugios repartidos que los ciudadanos conocen gracias a un mapa alojado en una aplicación que el Estado ha facilitado. «Mi refugio más cercano está a dos minutos andando», relata. «El metro también sirve. Desde hoy está abierto para acceder de forma gratuita», indica.
Además, los ciudadanos deben cumplir con otra sugerencia de su presidente Volodimir Zelenski: tener preparada una maleta con enseres de primera necesidad para llevarla al refugio. «Tenemos que tener la maleta preparada por si hay evacuación. Yo ya la tengo. Metí zumo, agua, manzana y un par de cosas de ropa... no se trata de hacer una maleta para un traslado sino solo para pasar dos o tres horas en el refugio», apunta. Como últimas recomendaciones, el estado ha pedido a los ciudadanos que se queden en casa y eviten salir. Así, los trabajadores que puedan deben teletrabajar y el resto, acudir con normalidad (policías, bomberos, personal de supermercados...).

Calma en Kiev y pánico en la frontera

Ucrania ha entrado en estado de guerra, los vuelos se han cancelado y sus ciudadanos están viviendo el conflicto desde diferentes perspectivas.
Svitlana se ha quedado en casa con sus dos hijos, de 11 y 25 años, porque es dueña de una guardería y tanto jardines de infancia como colegios permanecen cerrados hasta nueva orden. Afirma que, pese al actual estado bélico en el que se encuentra su país, los ciudadanos están «tranquilos». «En la ciudad no hay excesivas colas en los supermercados, gasolineras o bancos. Hay serenidad», asegura. La ucraniana indica que el estallido de la guerra no les ha pillado por sorpresa. «Son ocho años ya de conflicto. Nuestro presidente nos ha ido preparando psicológicamente durante todo este tiempo, desmintiendo los bulos que circulan sobre nuestro ejército y militares. Confiamos en nuestro presidente. Nos ha pedido que mantengamos la calma y que no entremos en pánico y eso es lo que estamos haciendo», comenta. Cada hora el estado les ofrece información sobre la situación. «Esta mañana nos han explicado que los bombardeos que se han escuchado en el aeropuerto de la ciudad han sido por el derribo de un dron ruso que lo sobrevolaba», relata.
Pero no todo es calma. En las ciudades más fronterizas o cercanas a bases militares que han sido atacadas por Rusia la población se ha sumergido en el terror. El joven Rostyslav, residente en Leópolis, cuenta a El Debate que en su ciudad han podido escucharse los bombardeos en tres bases militares ubicadas a menos de 100 kilómetros. «La gente ha entrado en pánico y en los supermercados y bancos hay largas colas», asegura.
Ciudadanos ucranianos hacen cola este jueves frente a un banco para retirar dinero.

Ciudadanos ucranianos hacen cola este jueves frente a un banco para retirar dinero.AFP

Svitlana tiene muy clara su postura frente a esta guerra y sobre el presidente Putin: «Desde 2014 queremos entrar en la Unión Europea. Somos parte de Europa y no de Asia, pero él no va a parar. Para nuestros niños, abuelos, nietos… será imposible perdonar lo que está haciendo, mintiendo a todo el mundo».
Comentarios
tracking