01 de julio de 2022

Tanques Ucrania Donbás

Movimiento de tanques ucranianos en el DonbásAFP

119 días de guerra en Ucrania

Un puñado de soldados ucranianos frena el avance ruso en Severodonetsk

Las tropas rusas tratan de rodear Severodonetsk y Lysychansk y completar la conquista de la región de Luhansk

Rusia trata de acelerar el ritmo del avance de sus tropas en el Donbás y completar la pinza sobre las ciudades de Severodonetsk y Lysychansk.
Ante la imposibilidad de cruzar el río Siverskyi Donets, las tropas rusas están intentando rodear ambas ciudades desde el sur, en un avance lento que está causando enormes bajas al ejército agresor.
Para el Estado Mayor ruso, sin embargo, las bajas, que los ucranianos ya cifran en más de 34.000, parecen ser lo de menos.
El Kremlin ya está planeando movilizar a las reservas para suplir a los soldados muertos y continuar la ofensiva al coste de vidas que sea necesario.
En este momento, los focos de los combates se sitúan en las regiones de Donetsk, Luhansk y Járkov.
En Severodonetsk, la resistencia de un puñado de soldados ucranianos en la planta industrial de Azot ha frenado el avance ruso y le impide tomar la ciudad.
Así consta en el último informe del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania sobre la invasión publicado en su cuenta de Facebook, informa la agencia EFE.
Según estos datos, «el enemigo continúa concentrando sus esfuerzos en los frentes de Severodonetsk (Luhansk) y Bakhmut (Donestk) para llegar a las fronteras administrativas de la primera» y lograr su control.
En Severodonetsk, apenas unos cientos de civiles y militares ucranianos resisten en las instalaciones de la fábrica química de Azot, cuya toma daría a los rusos la posibilidad de controlar toda la región.
Pero según el Estado Mayor ucraniano, tras semanas de asedio, «el enemigo intenta establecer el control total sobre la ciudad de Severodonetsk y bloquear las unidades de las Fuerzas de Defensa de Ucrania» sin conseguirlo, por lo que «la lucha continúa».
En la región de Donetsk, la ciudad más castigada por los bombardeos es Slovyansk.
«Los ocupantes abren fuego constantemente para crear las condiciones para la reanudación de la ofensiva en Slovyansk y realizan operaciones de asalto. El enemigo abre fuego desde múltiples lanzacohetes cerca de Nova Dmytrivka, Osynivka, Kurulka, Ivanivka y Adamivka», todas ellas en esta región fronteriza con Rusia.
En la región de Járkov, cuya capital es la segunda ciudad en importancia de Ucrania, «el enemigo realiza un reconocimiento aéreo para identificar la ubicación de las tropas ucranianas».
Además, el ejército ruso «llevó a cabo intensos bombardeos de artillería contra posiciones ucranianas cerca de la capital y en las localidades cercanas de Staryi Saltiv, Rubizhne y Chepil», señala el Estado Mayor.
«Además, el enemigo disparó artillería y cohetes contra la infraestructura civil en las áreas de Ukrainka, Petrivka, Shevelivka, Bazaliyivka y Prudianka», en esta misma región.
Los rusos también siguen bloqueando la navegación civil. Seis portamisiles de crucero Kalibr rusos están en alerta en el mar Negro, según el ejército ucraniano.
Por otra parte, los grupos de ataque de aviones de asalto y bombarderos ucranianos, al amparo de cazas, lanzan ataques aéreos contra posiciones enemigas. Aproximadamente 10 vehículos blindados de personal, mano de obra enemiga y varios depósitos de municiones fueron destruidos, señala el parte.
Comentarios
tracking