Fundado en 1910

20 de julio de 2024

Un soldado israelí revisa una casa que fue alcanzada por un cohete de Hezbolá en Kiryat Shmona, en el norte de Israel

Un soldado israelí revisa una casa que fue alcanzada por un cohete de Hezbolá en Kiryat Shmona, en el norte de IsraelAFP

El ministro de Exteriores israelí amenaza a Hezbolá con una «guerra total» y hace temer una escalada regional

La frontera entre Israel y Líbano ha sido escenario de intercambios de disparos casi diarios tras el inicio de la guerra entre Israel y la organización terrorista Hamás en Gaza el 7 de octubre

La guerra de baja intensidad que llevan librando, desde hace ya nueve meses, Hezbolá e Israel está llegando a un punto insostenible. La tensión es tal, que los socios más extremistas del Ejecutivo de Benjamin Netanyahu ya claman por lanzar una guerra contra la milicia chií libanesa. Pero no solo, el ministro de Exteriores israelí, Israel Katz, ha amenazado directamente, este martes, con desencadenar una «guerra total» contra el Partido de Dios.

«Estamos muy cerca del momento en que decidiremos cambiar las reglas de juego contra Hezbolá y Líbano. En una guerra total, el Hezbolá será destruido y Líbano duramente golpeado», advirtió Katz, según un comunicado de su oficina y en la red X, antes Twitter.

Según el ministro israelí, el jefe de Hezbolá, Hasan «Nasrallah, se jacta hoy [martes] de haber fotografiado los puertos de Haifa, operados por grandes empresas internacionales chinas e indias, y de amenazar con dañarlos».

Un poco antes, y coincidiendo con una visita a Beirut de Amos Hochstein, enviado especial del presidente estadounidense Joe Biden, para intentar rebajar la tensión en la frontera entre Israel y Líbano, Hezbolá publicó unas imágenes que, aseguró, se habían hecho con un dron sobre Haifa, una ciudad portuaria del norte de Israel.

La frontera entre Israel y Líbano ha sido escenario de intercambios de disparos casi diarios tras el inicio de la guerra entre Israel y la organización terrorista Hamás en Gaza el 7 de octubre. La situación, ahora más que nunca, amenaza con escalar hasta provocar un conflicto regional.

Hezbolá, aliado de Hamás, afirma que ha lanzado más de 2.100 operaciones militares contra Israel desde el 8 de octubre. El movimiento islamista libanés, afín a Irán, intensificó sus ataques contra localizaciones militares en el norte de Israel la semana pasada, tras la muerte de un alto comandante en un bombardeo israelí.

Según un recuento de la agencia de noticias AFP, al menos 473 personas han muerto en Líbano tras más de ocho meses de ataques transfronterizos, la mayoría combatientes de Hezbolá, pero también 92 civiles. Del lado israelí, al menos 15 soldados y 11 civiles han muerto, según las autoridades hebreas.

Comentarios
tracking