28 de octubre de 2021

Clase de primaria en época de coronavirus

Clase de primaria en época de coronavirusGTRES

Finlandia, el faro educativo, apuesta por la Religión para evitar la violencia

Mientras, el Gobierno de España quiere reducir las horas de 315 semanales a 210

Si se habla de buen sistema educativo en Europa  el primer país que aparece en la mente de la mayoría es Finlandia. De hecho, los modelos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) lo han nombrado como mejor país en lo que a modelo educativo se refiere.
Hay una asignatura en el modelo finlandés de la que no se habla a penas, pero a la que el sistema educativo le da mucha importancia. Se refiere al trato que le han dado durante años a la asignatura de Religión en los colegios.
La Religión en el país computa en el expediente y es materia de Selectividad. Además, la imparten de manera obligatoria todos los estudiantes cuyas familias estén inscritas en la Iglesia Luterana. Como en todas las ciudades, no todos los alumnos creen en un mismo dios o religión, por ello, el Gobierno subvenciona a los alumnos que deseen formarse en otras, como la religión católica, musulmana, budista...

Aulas en España

Mientras que en Finlandia la mayor parte del tiempo se respira bondad en las aulas, en España los episodios de violencia cada vez aumentan más. Son varios los profesores que, según el informe del sindicato educativo ANPE, han sufrido amenazas. Los datos oscilan entre el 10 % y el 12 %. 
Para prevenir esto el país nórdico apuesta por una educación de enseñanza religiosa, concretamente luterana, ortodoxa, católica y musulmana, siempre y cuando se respete la decisión de los padres.
En cambio en España debido a la ley educativa conocida con el nombre de Celaá no es obligatoria para los alumnos y no computa en sus expedientes. Además, el Gobierno de Pedro Sánchez ha propuesto una nueva medida para esta asignatura, reducir sus horas de enseñanza, en total 90 horas menos, pasa de 315 a 210.
A ello se suma el vacío que se hace en algunas comunidades a esta asignatura, como es el ejemplo de Cataluña. No obstante, La Comunidad de Madrid aun sostiene su decisión de no eliminar las horas de Religión ya que consideran que es una asignatura importante para las aulas.