04 de julio de 2022

Sus Majestades, durante el tributo a las víctimas de la Covid-19 y reconocimiento del personal sanitario del pasado julio.

Sus Majestades, durante el tributo a las víctimas de la Covid-19 y reconocimiento del personal sanitario del pasado julio.GTRES

Casa Real

El Gobierno vuelve a congelar el presupuesto de Casa Real

La asignación de 2020 ascendió a 8.431.150 euros. la próxima semana se conocerá la cifra definitiva

El Gobierno vuelve a congelar la asignación a la Casa Real, según se desprende de los datos publicados este jueves al término del Consejo de Ministros extraordinario. 
Como reza el artículo 65.1 de nuestra Carta Magna, «el Rey recibe de los Presupuestos del Estado una cantidad global para el sostenimiento de su Familia y Casa, y distribuye libremente la misma». De hecho, junto a la libre elección de los miembros que trabajan para la Casa del Rey, son los dos únicos ámbitos en los que Felipe VI dispone de absoluta libertad de decisión. 

Los presupuestos reales, congelados desde 2018

En primer lugar, ¿qué ha sucedido con el presupuesto de la Casa del Rey durante los últimos ejercicios fiscales? Si bien el 2015 y 2016 la partida de la Casa Real estuvo congelada, en 2017 y 2018 experimentó un leve aumento para volver a congelarse en 2019 y 2020, dos ejercicios en los que fue el Rey quien asumió incrementos de costes para cumplir con mandatos legales de incrementos salariales al personal al servicio del sector público.
En concreto, durante 2019 y 2020 se prorrogaron los Presupuestos aprobados para 2018, manteniéndose en la cantidad fija de 7.887.150 euros la cuenta asignada para la Casa de Su Majestad.
Sus Majestades Felipe y Letizia, durante un acto oficial del pasado septiembre.

Sus Majestades Felipe y Letizia, durante un acto oficial del pasado septiembre.Chema Clares / GTRES

Lo que muchos ciudadanos desconocen, pese a su transparente publicación en la página web oficial del Rey, es que los 544.000 euros extra entregados en 2021 no vinieron sino a compensar costes que por obligatoriedad legal se incrementaron durante los dos ejercicios anteriores y que religiosamente fueron asumidos por el Rey: un aumento del personal al servicio del sector público y otro por la obligación de cotización a la Seguridad Social por remuneraciones abonadas a los empleados públicos en situación de dependencia funcional. Unas circunstancias que, sin embargo, no frenaron la prioridad de la Casa Real de apoyar su transformación digital, permitiendo el trabajo a distancia del personal sin cometido estrictamente presencial en pleno año de pandemia. Además, estos gastos adelantados por el Rey también se priorizaron sobre las retribuciones de los miembros de la Familia Real, del Jefe de Su Casa y de su propia Majestad, a quienes Don Felipe no otorgó ningún incremento.
Así, de los 8.431.150 euros asignados en 2021 a la Casa Real – de los que han de restarse los gastos de personal, los gastos corrientes en bienes en servicios, el fondo de contingencia y las inversiones – sólo 507.700 euros llegaron directamente a la Familia Real (Don Felipe, Doña Letizia y Doña Sofía), disminuyéndose un 25% las retribuciones en comparativa con 2018, recordemos, el ejercicio cuyas cuentas se prorrogaron en 2019 y 2020. Parece demostrado que la Familia Real sí se apretó el cinturón en pleno año de la pandemia y empobrecimiento de muchos ciudadanos.

Temas

Comentarios
tracking