12 de agosto de 2022

Luis XIV

Luis XIV se convirtió en un árbitro de la moda

Moda

Luis XIV y las tiendas de ropa de segunda mano

Durante el barroco francés, la constante exigencia de novedad lanzó a este tipo de establecimiento

Las tiendas de moda de segunda mano de calidad no son una novedad de los últimos 15 años, sino que nacieron durante el reinado de Luis XIV. El Rey Sol impulsó la moda francesa en el mundo comenzando por alabar públicamente a los invitados más ingeniosos que acudían a sus fiestas, algo que obligó a la aristocracia invitada en Versalles a ponerse las pilas para epatar en la corte.
Luis XIV se convirtió así en árbitro de la moda, dictando leyes proteccionistas que prohibían la importación y que desarrollaron el sector de los encajes para rivalizar con España y Bélgica, de las sedas para no importar nada de Italia y así sucesivamente con todos los materiales. Muy consciente de que deseaba tener a la nobleza al lado, pero sin que contase con poderío económico, una de sus estrategias para hacerles gastar era requerir novedades en cada fiesta o reunión y dictar nuevas modas permanentemente, algo que empobreció a la aristocracia, que se hacía elaborar vestidos que costaban más que el sueldo anual de un trabajador en sus propiedades.
tienda segunda mano

Tienda actual de segunda mano

Con estos excesos, los nobles más avezados decidieron revender muchas prendas que ya habían utilizado para así generar ingresos dedicados a elaborar otras nuevas. Más tarde, a partir de la Revolución Francesa, llegaron al guardarropa la simplicidad, la uniformidad y el ahorro. En Estados Unidos, un pueblo fundado por escuetos y pacatos cuáqueros, la sencillez y la repetición de prendas estaban incluso en el armario de George Washington o Thomas Jefferson, que siempre vestían igual. Actualmente, las reinas, princesas y primeras damas del mundo occidental han decidido volver a utilizar varias veces las prendas. Incluso Jackie Kennedy lo hacía, así como Hillary Clinton o Michelle Obama. Repetir atuendo es una tendencia actual que refleja concienciación sobre lo ecológico, lo razonable y también –como no– lo políticamente correcto.
Comentarios
tracking