Fundado en 1910

28 de mayo de 2024

El expresidente Lula da Silva junto con el exgobernador de Soa Paulo

El exgobernador de Soa Paulo Geraldo Alckmin y el expresidente Lula da Silva (Derecha)twitter.com/LulaOficial

Elecciones Brasil

Lula da un golpe de timón y pone rumbo al centro con Alckmin para vencer a Jair Bolsonaro

El socialcristiano Geraldo Alckmin, exgobernador de Sao Paulo será el candidato a la vicepresidencia del expresidente brasileño para las elecciones de octubre

El expresidente brasileño Luis Ignacio Lula da Silva, promotor del populista Foro de Sao Paulo, celebra este viernes el fichaje del exgobernador Geraldo Alckmin como candidato a la vicepresidencia con la intensión de derrotar Jair Bolsonaro que pretende su reelección en octubre próximo.
Lula del Partido de los Trabajadores (PT) y Alcklin un neoliberal declarado fueron contendientes por la presidencia de Brasil en las elecciones de 2006, en las que finalmente terminó ganando Lula. Incluso tras la destitución de la expresidenta Dilma Rousseff, heredera política del ex presidente, Alcklin apoyó el el Gobierno interino del conservador Michel Temer.
El ahora «camarada» de Lula, propuso seguir con las reformas de corte liberal iniciadas por Temer y llevar a cabo una amplia reforma para disminuir el papel del Estado y de ideas fuertemente pro mercado.
Ahora, ambos políticos se exceden en elogios mutuos: Alckmin calificó a Lula como la «esperanza de Brasil», mientras que el expresidente dijo: «los dos somos demócratas y podemos trabajar juntos».

Un giro conveniente

Este «giro» es un intento del PT de virar al centro del espectro político y atraer más votantes. Esta «atípica alianza» se viene fraguando desde hace meses en medio de múltiples encuestas que dan una clara ventaja a Lula frente a Bolsonaro.
Alckmin estuvo 33 años afiliado al Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) y tras enfrentamientos con João Doria, actual gobernador de Sao Paulo, se vio atraído por la invitación de Lula para unirse a la fórmula presidencial, dejando el partido y uniéndose al Partido Socialista Brasileño (PSB)
Tras el anuncio, el presidente del PSB, Carlos Siqueira, dijo que lo que está en juego en las elecciones de octubre es la democracia. «No es una elección de izquierda contra derecha, sino de democracia contra autoritarismo», declaró.

La sombra de la corrupción

En 2018 el programa electoral de Alckmin se basó en la lucha contra corrupción, sin embargo el Ministerio Público de Sao Paulo, le acusó de haber recibido al menos 1,87 millones de dólares en «caja B» de parte de la constructora Odebrecht, implicada en el mayor escándalo de corrupción en Hispanoamérica.
Lula también fue acusado y procesado por recibir sobornos de Odebrecht a través de la compra de un terreno que se utilizaría para la construcción del instituto en São Paulo, por más de 2 millones de dólares.
Otra denuncia sostenía que la misma empresa habría hecho cuatro donaciones de unos 170 mil dólares cada una al Instituto Lula, entre 2013 y 2014, para presuntamente pagar sobornos por contratos fraudulentos de Petrobras.
En marzo de 2021, sin embargo, un juez de la Corte Suprema de Brasil anuló todas las sentencias que pesaban contra Lula.
Comentarios
tracking