Fundado en 1910

20 de julio de 2024

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, durante la apertura de la cumbre de paz

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, durante la apertura de la cumbre de pazAFP

Zelenski llega a la cumbre de la paz de Suiza dispuesto a hacer historia: «Ucrania nunca quiso esta guerra»

El presidente de Ucrania inaugura los trabajos de la cumbre de la paz de Suiza que deberá marcar el camino para una paz justa

Arranca la cumbre de la paz en Suiza con 101 países invitados –entre ellos Estados Unidos, que participa con la asistencia de la vicepresidenta Kamala Harris– y un protagonista absoluto: el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski.

En su discurso inaugural de la cumbre, Zelenski se mostró seguro de la trascendencia del evento: «Vamos a ver cómo se hace historia».

El presidente ucraniano fue muy claro al señalar al responsable de una guerra que dura ya más de dos años y medio que ha dejado ya cientos de miles de muertos y heridos en ambos bandos, que ha destruido Ucrania y provocado decenas de miles de desplazados.

Es responsable es Rusia y su presidente, Vladimir Putin. «Ucrania nunca quisto esta guerra», afirmó con contundencia Zelenski.

«Se trata de una agresión criminal y completamente no provocada que ha ejecutado Rusia. El único que la quería (la guerra) era Putin. En cualquier caso, hoy el mundo es más fuerte (que cuando comenzó la guerra)», añadió el presidente.

En ese sentido, Zelenski defendió la Fórmula para la Paz planteada por Kiev y sobre la cual se basarán los trabajos de la cumbre de Suiza y de las demás cumbres que se puedan celebrar posteriormente para dar continuidad a los trabajos iniciados este fin de semana en la localidad suiza de Bürgenstock.

La Fórmula se basa en 10 puntos esenciales para lograr una paz justa y duradera, y se basan en el derecho de Ucrania a la soberanía y a la integridad territorial.

La Fórmula establece la retirada de Rusia de todos los territorios ocupados en Ucrania, incluida la península de Crimea, la liberación de todos los prisioneros de guerra y el regreso de todos los ciudadanos ucranianos deportados a Rusia, las compensaciones de guerra para la reconstrucción de Ucrania y el enjuiciamiento de todos los responsables de cometer crímenes de guerra contra la población ucraniana.

El mandatario ucraniano se presenta en la cumbre con una actitud de apertura hacia la visión de otros países respecto al conflicto. Ese es el objetivo de la cumbre, explorar nuevas visiones, nuevos caminos que lleven al puerto deseado: una paz justa para Ucrania, no impuesta por la egolatría imperial de Vladimir Putin.

«Las opiniones, las ideas y el liderazgo de todos los pueblos son igualmente importantes para nosotros. Todo lo que se acuerde hoy en la cumbre será parte del proceso de establecimiento de la paz que necesitamos», aseguró.

Comentarios
tracking