04 de diciembre de 2022

Carlos Sainz celebra su segunda posición en el podio de Mónaco

Carlos Sainz celebra su segunda posición en el podio de Mónaco junto a «Checo» PérezAFP

Fórmula 1

Carlos Sainz y el punto de inflexión que puede ser su actuación en Mónaco

El piloto madrileño lleva dos carreras consecutivas superando a Leclerc y se acerca a los líderes de la clasificación de un Mundial todavía posible

Azerbaiyán es la próxima parada del calendario infernal de la Fórmula 1 en este 2022. Al igual que el año pasado, son 22 las carreras que se celebrarán este curso y, tras haberse disputado prácticamente un tercio del campeonato, sigue siendo una incógnita qué piloto alzará el título a finales de noviembre en Abu Dabi.
Verstappen y Leclerc son desde la pretemporada los grandes favoritos a llevarse la gloria, con permiso de un Sergio Pérez al que sus buenas actuaciones han colocado recientemente en la batalla. Sin embargo, el que debería ser el otro candidato al Mundial se encuentra a 42 puntos del liderato tras realizar posiblemente el peor arranque de temporada de su carrera: Carlos Sainz.
Situarse a una distancia de casi dos carreras con Verstappen a estas alturas de temporada podría no parecer preocupante, ya que quedan todavía más de la mitad de los circuitos por visitar en este 2022. No obstante, si Sainz desea aspirar al título debe empezar a recortar ya. Precisamente, eso mismo hizo en el trazado más duro del campeonato: Mónaco.
El Ferrari de Sainz durante el GP de Mónaco

El Ferrari de Sainz durante el GP de MónacoGTRES

La mejor actuación del año

Gracias a su maravillosa lectura de una carrera en condiciones cambiantes, Carlos logró acertar con la estrategia. A pesar de que su equipo le llamara a boxes para poner neumáticos intermedios cuando aminoró la lluvia, él decidió quedarse en pista y confiar en su pilotaje para aguantar hasta que las calles de Montecarlo se secaran.
Su decisión resultó ser la correcta, ya que Charles Leclerc –líder de la carrera en ese momento– obedeció a los ingenieros de Ferrari y realizó una parada de más, lo que le condenó no solo a perder la posición con su compañero de equipo sino también con los dos Red Bull.
Checo Pérez, Carlos Sainz y Max Verstappen en el podio

Sergio Pérez, Carlos Sainz y Max Verstappen en el podioGTRES

Si no hubiera sido por un Latifi desobediente ante las banderas azules, es más que probable que Carlos se hubiera subido al primer escalón del podio en el Principado, alcanzando así la primera victoria que tanto se le resiste al madrileño.

La consistencia, clave

Sin embargo, los «si no hubiera sido por» no valen para nada a la hora de la verdad, puesto que los campeones del mundo son aquellos pilotos que demuestran en la pista lo que valen ante todas las situaciones. Carlos, con su sólida actuación, se acercó bastante a lo que debería ser un piloto que tiene coche para luchar el campeonato.
Tras un inicio tan titubeante y con bastantes más sombras que luces, Sainz debe mantener el nivel ofrecido en el último Gran Premio para pelear un mundial al que, pese a poder llegar tarde a la lucha, quizás esté a tiempo aún de competir por él.

Los «si no hubiera sido por» no valen para nada a la hora de la verdad

Su seguridad y valentía serán claves cuando llegue el momento de enfrentarse en pista a los favoritos. Por otra parte, su cabeza y regularidad lo serán aún más para poder pelear el Mundial hasta el final. Con actuaciones como la de Mónaco seguro que llegará a la batalla.
Comentarios
tracking