12 de agosto de 2022

LA REINA RANIA DE JORDANIA ( VESTIDA DE GIVENCHY COUTURE ) EN LA BODA REAL DEL PRINCIPE FELIPE DE BORBON Y DOÑA LETIZIA ORTIZ ROCASOLANO ( PRINCIPES DE ASTURIAS ) CELEBRADA EN LA CATEDRAL DE LA ALMUDENA . 
INVITADOS
©KORPA
22/05/2004
MADRID *** Local Caption *** REAL WEDDING OF THE PRINCIPE FELIPE OF BORBON AND DOÑA LETIZIA ORTIZ ROCASOLANO, PRINCIPES OF ASTURIAS, IN THE CATHEDRAL OF THE ALMUDENA
IN THIS PICTURE QUEEN RANIA OF JORDAN

La Reina Rania de Jordania, vestida de Givenchy, en la boda real de los Reyes Felipe y LetiziaGTRES

Moda

¿Cuándo comenzaron ellas a utilizar la camisa?

Una prenda masculina y de origen humilde que ahora es un básico en el guardarropa femenino

Los primeros vestigios de una camisa datan del año 3000 a.C. en Egipto y se encontraron en las tumbas de varios faraones. Se trataba de prendas ligeras que permitían gran movilidad. Desde entonces y hasta mitad del siglo XIX, fueron de uso exclusivamente masculino, mientras que ahora se han convertido en un básico femenino tanto para el día como para la noche, muy especialmente en verano.
Las prendas de lino de los faraones llegaron a la Europa Medieval como prenda interior exclusivamente. Solo los menos afortunados económicamente vestían la camisa de modo visible, sin nada más sobre ella. En el siglo XVII, los cuellos, puños y chorreras comenzaron a sobresalir de la chaqueta o del chaleco, entrando en el guardarropa masculino elegante por la puerta grande, como se ve en los cuadros de El Greco.
eUGENIA DE MONTIJO

Eugenia de Montijo impulsó el uso de la camisa dejándola sobresalir de sus chaquetas

En torno a 1860, Eugenia de Montijo, española y emperatriz de Francia, la impulsó, dejándola sobresalir de sus chaquetas, llevando así una moda que las europeas y norteamericanas más avanzadas habían adoptado. La emperatriz Eugenia, lanzó a la fama al costurero Worth, a los perfumistas de Guerlain y al entonces fabricante de cajas y baúles Louis Vuitton.
Esta prenda, únicamente se comenzó a llevar sin chaqueta a finales del siglo XIX, ya que antes de esa fecha se consideraba una ordinariez mostrarla en público. En el siglo XX, se convirtió en un indispensable del armario de ellos y ellas. Y en 2004, una bellísima Rania de Jordania le otorgó otra etiqueta a la camisa al combinarla con falda larga durante la boda de los Reyes Felipe y Letizia en Madrid. Aquel atuendo, muy copiado y alabado desde entonces, lo creó para ella el desaparecido Alexander McQueen cuando aún llevaba las riendas de Givenchy.
Comentarios
tracking