Fundado en 1910

26 de febrero de 2024

Una madre lee con sus  hijos

Una madre lee con sus hijosUnsplash

Los 25 planes divertidos que hacer en familia para estrechar lazos

El apego seguro que se crea en el núcleo familiar es beneficioso para el desarrollo de los hijos desde una edad temprana

Los vínculos dentro de la familia, como en cualquier relación entre seres humanos, es algo que se construye día a día. El apego seguro que se crea en el núcleo familiar es beneficioso para el desarrollo de los hijos desde una edad temprana. Entre otras cosas, unos buenos lazos familiares fomentan la confianza, la autoestima y la seguridad de los niños, algo que les motiva para descubrir y enfrentarse al mundo a su alrededor.
Hay ciertas acciones, ya sea en el día a día, para el fin de semana o las próximas vacaciones, que pueden ayudar a cimentar una buena relación basada en el respeto y el amor. Un vínculo estrecho permite que, llegado el momento en que el menor lo necesite (o ya de adulto) acuda a sus padres en momentos de dificultad, especialmente importantes en la adolescencia.
Realizar actividades juntos permite conocerse y poder ayudar a los niños a gestionar sus emociones y frustraciones de manera positiva, desde el amor y el respeto que está en la base de la familia. Algunas de estas ideas para estrechar los lazo de la familia son:
  • Los juegos de mesa: la excusa perfecta para fomentar la comunicación.
  • Ir de pícnic.
  • Añadir una mascota a la familia.
  • Leer juntos.
  • Hacer manualidades.
  • Adoptar las aficiones de los hijos.
  • Organizar una noche de cena con amigos y familiares más lejanos: además, permite a los niños desarrollar sus habilidades sociales.
  • Hacer voluntariado en familia.
  • Cocinar juntos.
  • Construir un fuerte en el salón.
  • Salir de paseo.
  • Elegir un nuevo destino al que ir de vacaciones.
  • Organizar cenas temáticas en casa, por ejemplo, una noche italiana o mexicana y preparar el menú entre todos.
  • Sacar la vena artista y retarse los unos a los otros a pintar un cuadro (o incluso pintar uno juntos).
  • Visitar a los abuelos.
  • Compartir y enseñar a los otros miembros de la familia las habilidades de cada uno, como el que sabe hacer un cubo de Rubik o malabares con mandarinas.
  • Aprender algo nuevo todos juntos, como apuntarse a clases de guitarra.
  • Ir de acampada.
  • Empezar un álbum de recortes de recuerdos y fotos familiares.
  • Diseñar y poner a punto el jardín, si se dispone de uno.
  • Jugar al tradicional veo veo.
  • Preparar batidos caseros de frutas.
  • Esconder una cápsula del tiempo (que hay que preparar entre todos) y abrirla pasada una década.
  • Organizar un concurso de disfraces improvisados una tarde de sábado.
  • Colaborar entre todos en las tareas del hogar.
Comentarios
tracking