Fundado en 1910

27 de mayo de 2024

Cosas que pasanAlfonso Ussía

El 18 de Julio Rodríguez

Porque el 18 de julio a secas lo confunden miles de jubilados de izquierdas con la Paga Extraordinaria, y miles de jubilados de centro y derechas, también. Era la paga, instituida por Franco, para ayudar a las familias modestas

Actualizada 01:15

Para eliminar todo vestigio franquista, los ministros de Podemos y los socios de Bildu-ETA y separatistas catalanes, han decidido que el 18 de julio de 2022 sea el último 18 de julio en el calendario español. A partir del año que viene, al igual que la Estación de Atocha-Almudena Grandes, el 18 de julio se denominará 18 de Julio Rodríguez, en homenaje al apuesto exgeneral de Podemos. Los generales y los almirantes, aunque retirados, mueren siendo generales y almirantes, con la sola excepción de Julio Rodríguez, al que todos sus compañeros le anteponen el «ex» para no sentirse deshabitados en sus ánimos. Es decir, que en una muestra más del desarrollo político-social de España, el día 18 de Julio Rodríguez será el anterior al 19 de julio, y el posterior al 17 de julio mientras permanezca en el poder nuestro actual Gobierno de gamberros, traidores y defensores de asesinos, amén de cuchufletas, fantoches y caganidos.
Considero que la medida puede incluirse en el gran diploma de los aciertos históricos. No obstante, con anterioridad a la aprobación de la norma, un grupo de historiadores del progreso, adversos a la celebración del aniversario de la batalla de las Navas de Tolosa, en la que tres Reyes españoles, el de Castilla, el de Navarra y el de Aragón, con la colaboración de tropas francesas, napolitanas y germanas, iniciaron la Reconquista de los reinos cristianos, que ultimaron más de doscientos años después, los malvados Reyes Católicos, que dicho sea de paso, se portaron rematadamente mal con Boabdil, al que no le invitaron ni a tomar una taza de té. Boabdil se llamaba en realidad Abū ‘Abd Allāh, y fueron los cristianos los que le motejaron como Boabdil, y el Zogoby, y reinó en Granada con el nombre de Muhammad XI. Lógicamente, con tantos nombres, no le pudo llegar la invitación de Isabel y de Fernando, y de ahí la confusión que ha llegado hasta nuestros días. Esos mismos historiadores serán los encargados de redactar la norma del próximo 18 de Julio Rodríguez, que intentarán obviar que el levantamiento militar contra la República Soviética de España, tuvo lugar en Melilla el 17 de julio, si bien el Gobierno republicano no se enteró hasta el 18 del singular acontecimiento.
Porque el 18 de julio a secas lo confunden miles de jubilados de izquierdas con la Paga Extraordinaria, y miles de jubilados de centro y derechas, también. Era la paga, instituida por Franco, para ayudar a las familias modestas a su mes de vacaciones, del mismo modo que la paga extraordinaria de Navidad, también franquista, se invertía en aumentar y engrandecer el prestigio de los Reyes Magos, que dejaban regalos a los niños hasta en las casas de los dirigentes clandestinos de Comisiones Obreras, porque los de la UGT estuvieron 40 años de vacaciones. Cuando se celebró el primer centenario de la creación del PSOE, el gran economista y profesor don Ramón Tamames, que militaba en el PCE, resumió el siglo del PSOE de esta manera: «Cien Años de Honradez y Cuarenta de vacaciones». Acertó en lo segundo, que no en lo primero, porque el PSOE siempre fue magistral en el desvalijamiento del dinero público y privado.
Pero lo primero es lo primero. Dado que los podemitas –Sánchez incluido–, defienden que Melilla y Ceuta pertenecen a Marruecos, no tendrán en cuenta sus historiadores a sueldo, que el Alzamiento se inició en Melilla el 17 de julio. Será el 18 el día suprimido en el calendario, si bien se podrá sustituir por el 18 de Julio Rodríguez. Sin paga asegurada, claro está.
Comentarios

Más de Alfonso Ussía

  • Lady Bildu

  • Susto de la fregona

  • Chinchada y rabiosa

  • Cansancio de pompis

  • El AVE extremeño

  • Últimas opiniones

    tracking