10 de agosto de 2022

.

.La feria del libro ilustrado de Bolonia, a la que han asistido sesenta editoriales españolas

La Feria del libro de Bolonia comienza con la ausencia de Ucrania en su stand

El creciente mercado español del libro ilustrado se acerca con su oferta a la Feria más importante del año y con la mirada puesta en Ucrania

Un total de 60 editoriales, encabezadas por la Federación de Gremios de Editores de España (FGEE), están presentes desde este lunes en la 59 edición de la Feria de Bolonia (Italia) del libro infantil y juvenil.
Según ha informado la FGEE, las editoriales españolas acuden a esta gran cita para reforzar la importante y creciente presencia española en el mundo editorial del libro ilustrado.
La Feria de Bolonia constituye una de las principales citas de este sector editorial por su especialización en el mercado de la literatura infantil, juvenil y didáctica, y por su afluencia de público, ya que cada año es visitada por más de 25.000 asistentes entre profesionales, editores, autores, ilustradores, agentes literarios, o productores de cine y televisión, distribuidores, impresores, libreros y bibliotecarios.

El stand de Ucrania vacío

Las exportaciones de libros de literatura infantil y juvenil española alcanzaron una facturación en 2020 de 23,5 millones de euros, y un total de 4,3 millones de ejemplares.
América es el destino principal de las exportaciones para las editoriales españolas de esta temática, con México como primer mercado (8,7 millones de euros), seguido de Argentina (2,3 millones de euros). El principal país europeo receptor de las editoriales españolas es Portugal con unas ventas por valor de 1.071.331 euros.
En España, la industria editorial mueve anualmente más de 4.000 millones de euros y da empleo, directo e indirecto, a más de 30.000 personas. Las 800 empresas editoriales agrupadas en la FGEE representan cerca del 97 por ciento de la facturación del sector y a lo largo de 2020 editaron más de 181 millones de ejemplares y más de 73.000 títulos en formatos papel y digital.
La Feria de Bolonia no es ajena al drama de la guerra en Ucrania. Su stand se encuentra vacío y sus paredes están cubiertas de frases como «StandWithUkraine» o «Stop Russian Aggression». Y sobre las mesas, también vacías, se pueden encontrar folletos con enlaces para realizar donaciones o consultar el catálogo de las editoriales que tendrían que haber expuesto allí. Porque toda ayuda es poca.
Comentarios

Más de Libros

tracking