09 de agosto de 2022

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, saluda a soldados que participan en ejercicios militares en Noruega

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, saluda a soldados que participan en ejercicios militares en NoruegaAnnika Byrde / NTB / AFP

La OTAN reforzará su presencia en el Ártico ante las ambiciones de Rusia y China

Tras la cumbre de la Alianza Atlántica de ayer, se encargó a los jefes militares que presenten propuestas para ampliar la presencia en el Ártico

La invasión rusa de Ucrania, continúa generando cambios en la geopolítica mundial. El Jefe de la OTAN, Jens Stoltenberg, durante su visita a ejercicios militares en Noruega, afirmó que el Ártico «es una región de importancia estratégica para la seguridad de toda la zona euroatlántica».
En medio de una parte de los 30 mil soldados que participan en los ejercicios militares Cold Response, Stoltenberg fue categórico en señalar: «La OTAN es una Alianza Ártica» y lo justificó diciendo que 4 de cada 5 estados del litoral ártico son naciones de la Alianza Atlántica y recordó que el Ártico fundamental para los enlaces de comunicación entre América del Norte y Europa.
Stoltenberg, señaló que la región del ártico enfrenta una «creciente competencia estratégica» con un «aumento significativo de la actividad militar rusa» ante lo cual los ejercicios militares Cold Response «muestra la unidad y la fuerza de la OTAN en acción» en la participan 27 países incluyendo los socios muy estrechos como Finlandia y Suecia.

La amenaza rusa en el «Alto Norte»

El jefe de la OTAN resaltó que «la guerra de Rusia contra Ucrania es un momento decisivo» que genera «una nueva normalidad para la seguridad europea y también para la seguridad del Ártico».
Para Stoltenberg, «la acumulación militar de Rusia es el desafío más serio para la estabilidad y la seguridad aliada en el Alto Norte» dado que recordó que «Rusia ha restablecido las bases árticas de la era soviética» como «un banco de pruebas para muchos de los nuevos sistemas de armas rusas». Así mismo recordó que el Ártico «es el hogar de la flota submarina estratégica de Rusia».
Buque de la flota rusa del Mar del Norte

Buque de la flota rusa del Mar del Nortetwitter.com/mod_russia/media

Sin embargo, Stoltenberg también señaló «el mayor interés chino en la región» y apuntó que «China se ha definido a sí misma como un estado 'cercano al Ártico' y tiene como objetivo construir una presencia aquí».
«Lo que hicimos ayer en la cumbre fue encargar a nuestros comandantes militares que presenten propuestas, para que los líderes aliados puedan tomar decisiones en junio... espero que recomienden aumentar la presencia en tierra pero también, por supuesto, aumentar nuestras capacidades navales» indicó el jefe de la OTAN.

«La disuasión tiene que ser creíble»

Stoltenberg centró las bases de la seguridad y la paz euroatlántica en la disuasión, al indicar: «Mientras no haya lugar para malentendidos en Moscú acerca de la disposición de los aliados de la OTAN para proteger y defender cada centímetro del territorio de la OTAN, entonces no habrá ningún ataque. No habrá guerra, no habrá conflicto. Entonces, el propósito de la disuasión es prevenir la guerra, preservar la paz».
Renglón seguido, el jefe de la Alianza Atlántica puntualizó que «la disuasión tiene que ser creíble y para garantizar que nuestra disuasión sea creíble, necesitamos ejercicios como Cold Response, demostrando la capacidad de proteger y defender, demostrar la capacidad de reforzar rápidamente si es necesario y demostrar la unidad de los aliados de la OTAN en todo el mundo. Y, por lo tanto, Cold Response es un ejercicio importante, sobre todo a la luz del ataque ruso sin sentido y sin sentido contra Ucrania».
Comentarios
tracking