Fundado en 1910

25 de julio de 2024

Una mujer usa su móvil

Una mujer usa su móvilPickPik

¿Se acabará el 'spam' con la Inteligencia Artificial o llegará algo peor? Así es el 'slop' y sus peligros

La Inteligencia Artificial, lejos de acabar con el molesto 'spam', da lugar a un nuevo fenómeno, el 'slop'

Cuando hablamos de 'spam' nos referimos a mensajes no solicitados, generalmente de naturaleza comercial, que se envían en grandes cantidades a través de distintos medios de comunicación, especialmente el correo electrónico y el teléfono. Es considerado molesto y puede ser perjudicial, ya que a menudo se utiliza para estafas, suplantación de identidad (phishing) y distribución de malware.

Con la llegada de la Inteligencia Artificial, fueron muchos los que creyeron que este tipo de acciones iba a llegar a su fin, ya que se crearían herramientas para evitarlas. Sin embargo, la IA no ha hecho más que empeorar la situación, trayendo consigo un nuevo fenómeno igualmente inconveniente: el 'slop'.

El 'slop' es aquel contenido generado automáticamente por Inteligencia Artificial sin intervención humana ni supervisión. Su único objetico es monetizar estos contenidos de alguna forma, ya se atrayendo visitas a un sitio web o inflando la cifra de seguidores en las redes sociales.

A diferencia de los chatbot, con los que los usuarios pueden interactuar, los contenidos 'slop' no responden a ninguna necesidad externa, salvo el del rédito económico a través de la captación de tráfico y la generación de ingresos publicitarios. Tal y como explica The Guardian, al igual que el spam, casi nadie desea ver contenido basura, pero la estructura económica de internet fomenta su producción de todas formas. Los modelos de inteligencia artificial facilitan la generación automática de enormes cantidades de texto o imágenes, respondiendo a cualquier búsqueda posible, creando paisajes interminables y narraciones inspiradoras para compartir, y formando un ejército de comentarios positivos. Si solo unos pocos usuarios visitan el sitio, comparten el meme o hacen clic en los anuncios, el esfuerzo de creación resulta rentable.

Medidas contra el 'slop'

Para evitar la expansión del 'slop', algunos gigantes de internet, como Meta, están tomando medidas para contenerlo. Así, la empresa conocida anteriormente como Facebook obliga actualmente a etiquetar el contenido generado por IA y Google está ya introduciendo los resúmenes automáticos para sus búsquedas, evitando que estos contenidos automáticos sin supervisión humana den respuestas poco fiables a los usuarios.

Comentarios
tracking