07 de febrero de 2023

Unos 75 tractores se manifiestan para reclamar ayudas urgentes que aseguren la viabilidad del campo

Unos 75 tractores se manifiestan para reclamar ayudas urgentes que aseguren la viabilidad del campoEFE

Concentración frente al Ministerio de Transición Ecológica

Los regantes se plantan ante el Gobierno: «Nos empujan a cerrar el grifo y que esto reviente»

«Si esto va disminuyendo gradualmente y el campo español deja de producir alimentos, ¿en manos de quién lo dejamos, de Marruecos, de China, de Egipto, de Rusia?»

Los regantes dicen basta ante los «prohibitivos costes energéticos». Por ello, este martes 29 de noviembre, se concentran ante el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico para hacer llegar al Gobierno su protesta por el «desmesurado» precio de la energía eléctrica.
Uno de los participantes en esta concentración es José Barres, responsable de agua de AVA-ASAJA (Asociación Valenciana de Agricultores). Mediante llamada telefónica con El Debate, mientras recoge sus naranjas, confiesa que numerosas entidades de riego «asumen a día de hoy facturas mensuales que se multiplican hasta por cinco» respecto a las cantidades de hace un año.
El campo español vuelve a exigir soluciones ante las puertas del MITECO

El campo español vuelve a exigir soluciones ante las puertas del MITECOASAJA

«Es la tormenta perfecta. Algún compañero ha pasado de pagar 27.000 euros a 77.000», asegura. «Y eso que en esta zona la cosecha es escasa, los abonos han subido y esto no para de subir. Nos empujan a parar, cerrar el grifo y que esto reviente por donde sea», se queja.

Si el campo español deja de producir, ¿nos quedamos en manos de Marruecos, China o Egipto?José BarresResponsable de agua de AVA-ASAJA (Asociación Valenciana de Agricultores)

Los convocantes exigen a las instituciones de que hagan algo para garantizar «su supervivencia económica» antes de que sea demasiado tarde. «Nuestro sector no es como otras áreas económicas que pueda parar y reanudar su producción cuando los costes lo permitan», cuentan desde ASAJA (Asociación Jóvenes Agricultores). «Si los regantes cierran, los árboles mueren por falta de agua y eso lleva al desplome de la autosuficiencia alimentaria, así como otras consecuencias como el despoblamiento rural, el deterioro paisajístico y un mayor riesgo de incendios».

Competencias desleales

Resetear, por decirlo de alguna manera, esta rama empresarial, es harto complicado. «Aquí somos muchos mayores de 60 años y no hay relevo generacional», dice Barres.
«El Gobierno debe reconocer el daño que esto puede ocasionar. Si esto va disminuyendo gradualmente y el campo español deja de producir alimentos, ¿en manos de quién lo dejamos, de Marruecos, de China, de Egipto, de Rusia?».
«Empezar a depender cada vez más del exterior es muy mala idea, y ahora lo vemos con la guerra (de Ucrania)». Y es que la naranja valenciana tiene en la marroquí su mayor amenaza. «También entran de Egipto y Turquía. Son mercados a los que les está viniendo muy bien esta crisis de Europa con Rusia, porque tienen las puertas abiertas. Y las reglas no son para todos igual».

El campo se moviliza

El campo español está decidido a seguir movilizándose ante un 2022 extremadamente complicado.

​Hace menos de una semana, agricultores y ganaderos expresaron su rechazo a la Política Agraria Común (PAC), apuntando a la Comisión Europea por estar 'rendida' a las tesis 'verdes' y radicales.

Temas

Comentarios
tracking