10 de diciembre de 2022

Propuesta de Comme des Garçons en la semana de la moda de París

Propuesta de Comme des Garçons en la semana de la moda de París

Si Paris nous était conté

Los desfiles de Balenciaga y Comme des Garçons son una ópera bufa de la moda parisina

"Si Paris nous était conté” fue una película del género bufo sobre la historia de París, que narraba con guasa vida y milagros de María Antonieta, el cardenal Richelieu o Luis XVI. Dirigida y protagonizada en parte por Sacha Guitry, ridiculizaba a distintos personajes y épocas, tal y como han hecho hoy los desfiles de Balenciaga o Comme des Garçons.
En Balenciaga –¡Ay, Dios, si el maestro levantase la cabeza!– el irreverente Demna Gvasalia ha producido un espectáctulo protagonizado por Ye –uséase, Kanye West, el exmarido de Kim Kardashian– con trajes de astronautas negros en un espacio lunar incomprensible. Siempre aduciendo que hay que modernizar la moda, no vaya a ser que nos estemos quedando antiguos.
La propuesta de Balenciaga pretendía simular trajes negros de astronauta

La propuesta de Balenciaga pretendía simular trajes negros de astronautaInstagram: @demnagram

En «Comme des Garçons», marca japonesa, nos hemos deleitado con atuendos «elegantes a la par que cómodos». Por si la ironía no se entiende, los volantes en la cara, las mangas que llegaban al suelo, los vestidos muñeco de Michelín, los modelos embudo o reloj de arena, los tops en globo sin mangas y las prendas más esculturalmente imposibles han circulado por la pasarela.
Si se trata de llamar la atención, conseguido. De aumentar la notoriedad, también. De atraer a un público joven que desea divertirse con ideas imposibles, de acuerdo. Pero como decía Coco Chanel cuando criticaba a su competencia, la italiana Elsa Schiaparelli, que comenzó con la era de los vestidos surrealistas: «Es una escultora romana; las prendas que no se pueden vestir no son moda». Pues eso.
Comentarios
tracking