04 de diciembre de 2022

Los datos de los incendios en España

Los datos de los incendios en EspañaKindelán

Incendios: ¿cómo ha llegado España a su peor infierno en quince años?

En apenas seis meses se han perdido 200.000 hectáreas por los fuegos que asolan la península

La oleada de incendios de las últimas semanas ha situado a España como el país europeo con mayor superficie forestal arrasada por el fuego en 2022. Según los últimos datos recabados por el Sistema Europeo de Información sobre Incendios Forestales del programa Copérnico, en apenas seis meses se han perdido 200.371 hectáreas, la mayor cifra registrada en un año desde el inicio de la serie histórica (2006). Es decir, el 0,4 % de la superficie de España ha resultado calcinada en lo que llevamos de año.
España es también el segundo país del club comunitario que ha sufrido más incendios este 2022, un total de 324, cuando la media de los 15 años anteriores era de apenas 174. Solo Rumanía acumula una mayor cantidad (735). Aun así, el país de Europa del Este se sitúa por detrás en número de hectáreas quemadas (149.264), al igual que Portugal (49.752).
Incendios activos en España en los últimos siete días

Incendios activos en España en los últimos siete díasEFFIS

Así, la superficie abrasada desde enero multiplica por ocho a las hectáreas afectadas a estas alturas de julio entre 2006 y 2021 –23.285–. Es de esperar que esta cifra crezca en los próximos días, teniendo en cuenta la magnitud de incendios como el de Cebreros (Ávila) o el de Carballeda de Valdeorras, en Lugo, que siguen activos.

Las otras oleadas

El peor año en materia de incendios hasta el momento había sido 2012, cuando España acumuló 189.376 hectáreas calcinadas. El incendio más dañino de la última década en España se produjo en junio de ese mismo año en la localidad valenciana de Cortes de Pallás, que provocó la quema de 28.879 hectáreas de superficie forestal. El segundo que causó más estragos fue el de Navalacruz (Ávila) en 2021 y el tercero, el de Andilla (Valencia), ambos superando las 20.000 hectáreas afectadas.
En total, España acumula alrededor de 225 grandes incendios forestales desde 2012. Pese a ello, los mayores picos se dieron en el último cuarto del siglo pasado. El récord de fuegos de más de 500 hectáreas tuvo lugar en 1985, cuando se produjeron 159 casos, por los 153 de 1978 y los 96 de 1989. En 2021 solo se registraron 18 grandes incendios, una de las cifras más bajas de la serie histórica.
De hecho, la superficie de terreno calcinada en el sur de Europa presentaba una tendencia a la baja en la última década, con las excepciones de 2012 y 2017. Hace cinco años, un total de 895.738 hectáreas quedaron abrasadas entre Portugal, España, Francia, Italia y Grecia, según la Agencia Europea del Medioambiente. El principal exponente de esta oleada fue el incendio de Pedrógão Grande, en el centro del país vecino, en el que perdieron la vida 64 personas y ardieron más de 53.000 hectáreas de terreno.

Así se producen

Si bien la subida de las temperaturas aumenta el riesgo de que se desaten incendios, diversas fuentes apuntan a que, en la mayoría de los casos, su autoría suele corresponder al ser humano. La organización ecologista Greenpeace asegura que el 96 % de los incendios con causa conocida en España son ocasionados por personas.
Asimismo, el Ministerio de Agricultura señala que el 54 % de los incendios producidos en España en 2015 fueron intencionados, mientras que un 27 % estuvieron relacionados con negligencias y otras causas accidentales.
La época del año en la que se suelen producir más incendios es el verano, a causa de sus especiales condiciones meteorológicas, pero también el mes de marzo, debido al uso indebido del fuego en ciertas prácticas agrícolas.
El noroeste peninsular es la zona de España más afectada por este fenómeno: Galicia, Castilla y León, Asturias y Cantabria son las comunidades que suman un mayor número de hectáreas calcinadas en los últimos diez años.
En 2017, se quemaron en Galicia un total de 61.901 hectáreas, el máximo anual de una región en este periodo. La Comunidad Valenciana también alcanzó cifras récord en 2012, con casi 57.000 hectáreas abrasadas.
Una vecina pasea junto a una vivienda calcinada tras el incendio forestal de El Barco de Valdeorras

Una vecina pasea al lado de una casa calcinada en El Barco de ValdeorrasBrais Lorenzo / Efe

Por el contrario, las autonomías menos perjudicadas por los incendios forestales en este periodo han sido La Rioja, País Vasco, Murcia y Baleares.
Comentarios
tracking