10 de agosto de 2022

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska

El ministro del Interior, Fernando Grande-MarlaskaEFE

Marlaska contradice a la propia Policía sobre el apagado de los escaparates que pretende imponer

Las asociaciones y sindicatos policiales señalan que la seguridad sí se verá afectada

El ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska, ha rechazado que la reducción de la iluminaria de los escaparates, de las tiendas, vaya a afectar a la seguridad ciudadana, tal y como habían denunciado algunas asociaciones y sindicatos policiales.
«Es un debate que no tiene sentido alguno. A quien corresponde garantizar una iluminación adecuada unas condiciones de seguridad son a las instituciones públicas, no a las entidades privadas, a los comercios», ha afirmado el ministro del Interior en una entrevista en Televisión Española.
Sin embargo, lejos de justificar sus afirmaciones, el ministro Marlaska no ha encontrado mejor razón que atacar a los partidos de derechas. «Es muy propio de la derecha tratar de servirse de los elementos privados, de los esfuerzos privados para dar servicio público».
Estas afirmaciones del ministro del Interior contrastan con la opinión de los propios agentes policiales, que son los que mejor conocen a pie de calle la seguridad de nuestras ciudades.

Desacuerdo de los policías

«Con un déficit de más de 10.000 agentes en toda España, los delincuentes van a tener más oportunidades y la inseguridad se verá incrementada. Apagar la luz es una medida irresponsable, por eso pedimos a la Administración que lo reconsidere», apuntan desde la asociación Justicia para la Guardia Civil, Jucil.
El Sindicato Unificado de Policía, SUP, apunta en la misma dirección, aunque no pone en cuestión las medidas procedentes de Europa, sí señalan que «con más luminosidad en las vías públicas es obvio que se aumenta la seguridad en los individuos. Por un lado, de una forma subjetiva de seguridad entre la ciudadanía y, por otro lado, de una forma objetiva en la que los delincuentes huyen de la exposición pública y de la luz para cometer delitos».
Y no hay que olvidar que, en principio, estos cuerpos policiales que rechazan el apagado de los escaparates serán los encargados de velar que la normativa del Gobierno se cumpla.
Comentarios
tracking