Fundado en 1910

12 de junio de 2024

Mujer con sarna

Hay varios síntomas que debes tener presentesGTRES

Los brotes de sarna vuelven a España: ¿Por qué aparecen? ¿Cómo debo tratarlos? ¿Es grave?

En ocasiones el diagnóstico es difícil porque estas lesiones no son nada evidentes y pueden pasar desapercibidas si no se buscan en profundidad

Es posible que conozcas la sarna, pero que nunca la hayas tenido. Sin embargo, debes saber que no estás exento, ya que en los últimos meses se están registrando cada vez más casos. La también llamada escabiosis es una enfermedad dermatológica producida por un ácaro llamado Sarcoptes scabiei que produce un fuerte picor por la noche. Asociada a falta de higiene y la pobreza, en la actualidad los grupos de riesgo entre los que se suelen presentar brotes son las residencias de ancianos, los asentamientos marginales y otras instituciones cerradas como centros de acogida.

Aunque aún no existen datos oficiales de personas con sarna en España, ya que no es una afección de declaración obligatoria, en los últimos cuatro años, coincidiendo con la pandemia del coronavirus, los dermatólogos están percibiendo en las consultas un aumento importante de casos de escabiosis, explica la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV).

A pesar de su incremento, esta afección de la piel nunca ha sido objeto de especial interés para la investigación, ya que hasta ahora se considera una enfermedad inofensiva que no afecta gravemente a la salud. Esta está producida por un ácaro que «no invade más allá de la epidermis, no es un germen invasor, y tampoco compromete órganos internos», explica la doctora Cristina Galván, dermatóloga del Hospital Universitario de Móstoles (Madrid).

Una de las causas por las que ha aumentado esta enfermedad, apuntan los dermatólogos de la AEDV, ha sido la demora en el diagnóstico y en el tratamiento. Esto ha hecho que la carga parasitaria haya sido mayor y se haya estado contagiando durante mucho más tiempo.

En cuanto a la identificación de la enfermedad, los expertos aseguran que los pacientes «pueden ser asintomáticos durante semanas» y que, al notar picores, «tarden en acudir al dermatólogo». Por eso, aconsejan que «ante la mínima sospecha» se acuda al especialista, ya que el tratamiento adecuado y precoz constituye «el arma más eficaz» para curar la enfermedad y evitar su transmisión a otras personas.

¿Cómo se contagia la sarna?

Tal y como explica el doctor José Luis Ramírez en la web de la Clínica Dermatológica Internacional, el contagio se produce mediante «el contacto estrecho piel con piel, por ejemplo, durante las relaciones sexuales», pero también por el contacto con sábanas, toallas o ropa de personas infestadas. Por lo que es una enfermedad muy complicada de erradicar.

Lo más característico cuando una persona comienza a desarrollar sarna es la aparición de picores intensos que empeoran por la noche, justo donde el ácaro se está clavando. Otro de los signos que tiene esta dolencia son unas pequeñas ronchas o lesiones cutáneas. También, comentan los dermatólogos, se pueden visualizar unas pequeñas heridas lineales (surcos acarinos), que son los «túneles» que va excavando el ácaro en la piel.

En ocasiones el diagnóstico es difícil porque estas lesiones no son nada evidentes y pueden pasar desapercibidas si no se buscan en profundidad.

¿Cómo se trata?

Para esta enfermedad cutánea lo único que existe son las cremas con permetrina –tiene un efecto secundario: ardor y escozor leves–, pastillas de ivermectina y en casos de ausencia de respuesta a los anteriores, con vaselina azufrada. Para que haga efecto, comentan los expertos, es necesario seguir el tratamiento durante semanas, siempre teniendo en cuenta las indicaciones de los médicos, ya que los huevos de estos ácaros no se eliminan con estas terapias y pueden seguir naciendo.

También es esencial lavar toda la ropa en contacto con el paciente a una temperatura elevada o guardarla en bolsas de plástico sin que entren en contacto con la piel al menos 48 horas.

Por último, aquellas personas que hayan estado en contacto estrecho con el paciente y aquellos con quienes conviva deberán hacer el tratamiento aunque no tengan síntomas, ya que desde que una persona se contagia hasta que desarrolla los síntomas pueden pasar varias semanas.

Comentarios
tracking