09 de diciembre de 2022

.

Pixabay

Espacio

Las personas discapacitadas serán astronautas y podrán volar al espacio de aquí a 10 años

Un proyecto de la Agencia Espacial Europea posibilitará que un pequeño grupo de seleccionados puedan desarrollar misiones orbitales tras un periodo de adaptación y entrenamiento

Lo prometieron en febrero de 2021 y este miércoles, finalmente, se hará oficial con la presentación del programa que 'obrará el milagro': las personas con discapacidad en las extremidades inferiores (debido, por ejemplo, a una amputación o una malformación congénita) podrán viajar al espacio en calidad de astronautas.
La iniciativa se desarrollará bajo el Proyecto de Viabilidad de Parastronautas, desarrollado por la Agencia Espacial Europea (ESA) y del que se revelará hoy su contenido. Será en París, después de que los 22 Estados miembro definan su presupuesto y donde se dará a conocer también una nueva promoción de astronautas, compuesta por entre cuatro y seis seleccionados de entre casi 23.000 candidatos y que sucederá a la anterior, de 2009.
La cita será, de alguna forma, revolucionaria porque derribará un muro que hasta ahora nadie había puesto en duda: el de que las personas con discapacidad física, por razones de destreza motriz, no podían embarcarse en una nave espacial para llevar a cabo expediciones en las que se presupone un excepcional estado de forma, entre otros muchos requisitos, para poder formar parte de ellas.
«El Proyecto de Viabilidad de Parastronautas requiere un cambio completo de filosofía» sobre la aptitud médica, un concepto de origen militar destinado a elegir a los pilotos de combate, explicó a la AFP Guillaume Weerts, médico jefe de los astronautas de la ESA.
Cuando inició la campaña de reclutamiento a comienzos del año pasado, la agencia anunció que abriría las puertas del espacio a uno o más candidatos con discapacidad en el tren inferior, menos de 1,30 metros de altura o asimetría de piernas. Las habilidades intelectuales y psicológicas requeridas, eso sí, son las mismas que para otros astronautas. «Hemos tratado con un gran grupo de candidatos y nos hemos encontrado con gente increíble», afirma Weerts, que participó en las diferentes etapas de la selección.

Viabilidad

El proceso «demostró que la discapacidad no es una limitación». Paralelamente, la ESA inició un «estudio de viabilidad» sobre el envío de un «parastronauta» a bordo de un vuelo tripulado, por ejemplo, para una estancia en la Estación Espacial Internacional, habida cuenta de que en el minucioso universo de los viajes espaciales, hasta las más pequeñas variaciones o modificaciones pueden llegar a ser sumamente complicadas y costosas.
Los actuales sistemas, por ejemplo, están diseñados para personas de cierta talla, por lo que la agencia deberá encontrar la manera de que los elegidos puedan identificar y superar estas posibles dificultades. ¿Cuándo será, por tanto, posible el primer viaje con parastronautas? «El espacio no es una actividad para personas con prisa», responde Weerts. «Realmente depende con qué nos encontremos (a la hora de comenzar las labores de entrenamiento y adaptación de la futura tripulación)», añade. Aun así, se atreve a dar un plazo: de aquí a 10 años.

Temas

Comentarios
tracking