09 de agosto de 2022

La vicepresidenta de la Comisión Europea de Justicia, Vera Jouvá, en su visita institucional al Podre Judicial, este miércoles 15 de junio de 2022

La vicepresidenta de la Comisión Europea de Justicia, Vera Jourová, en su visita institucional al Podre Judicial, este miércoles 15 de junio de 2022

Visita de la vicepresidenta de la Comisión Europea de Justicia

Europa urge al Gobierno que modifique el sistema de elección de los vocales del CGPJ para su renovación

Vera Jourová se ha renunido este miércoles con el presidente del Consejo y del Supremo, Carlos Lesmes, y el titular del Tribunal Constitucional, Pedro García-Trevijano para escuchar, de nuevo, sus peticiones

La Comisión Europea de Justicia encargada de evaluar la salud del Estado de Derecho en los diferentes países miembros mantiene la lupa sobre España en materia de Poder Judicial. En una nueva visita institucional de la vicepresidenta de la institución comunitaria, Vera Jourová, a nuestro país, la dirigente europea se ha visto con los ministros de la Presidencia, Félix Bolaños, y Justicia, Pilar Llop, y ha comparecido en el Congreso para insistir en que es «clave» que España se ocupe de la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y ha urgido al Gobierno socialista a estudiar una posible reforma del sistema de nombramiento de sus vocales para que se ajuste a los estándares europeos, los cuales imponen que al menos la mitad de sus miembros sean designados por los propios jueces.
No en vano, el presidente del Consejo en funciones prorrogadas, Carlos Lesmes, quien también se ha entrevistado con Jourová, le ha asegurado que la única anomalía democrática que hay en España es que el CGPJ lleve más de tres años en funciones, al tiempo que ha culpado de ello a los partidos políticos por la falta de voluntad política para alcanzar un acuerdo que desbloquee una situación que desde los propios tribunales han calificado de «insostenible».
La parálisis en los nombramientos a la que el Ejecutivo de Pedro Sánchez, junto con sus socios de Podemos, ha conminado al Consejo está provocado un verdadero problema, sobre todo, en el seno del Supremo que acumula más de quince vacantes sin cubrir y ha tenido que buscar soluciones de urgencia para reforzar varias de las Salas.

Un comunicado oficial del CGPJ

Lesmes ha expuesto a Jourová que la única anomalía democrática que existe hoy en España en relación con el Poder Judicial es precisamente la no renovación de los miembros de su órgano de gobierno, que llevan en funciones desde el 4 de diciembre de 2018.
Además, le ha indicado que la situación de interinidad del CGPJ es un problema únicamente atribuible a las fuerzas políticas con representación parlamentaria, dado que no han llegado a un acuerdo sobre el momento y la forma de llevar a cabo esa renovación con transparencia y normalidad democrática.
En consecuencia, ha reiterado que es inaplazable que se complete el proceso de renovación que, como presidente del CGPJ, puso en marcha el 3 de agosto de 2018 con la remisión a los presidentes del Congreso y del Senado de sendas cartas en las que ponía en su conocimiento la próxima finalización del mandato del CGPJ y el envío de los datos del escalafón de la Carrera Judicial y del registro de asociaciones judiciales.
Lesmes también ha querido explicar a Jourová que la urgencia en la renovación viene asimismo determinada por las consecuencias de la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ) que fue aprobada en marzo de 2021 y que impide que un CGPJ caducado haga nombramientos discrecionales en la cúpula judicial. A este respecto, le ha indicado que dicha reforma está provocando graves disfunciones en el Alto Tribunal y que, ahora, afecta también a la renovación parcial del Constitucional (TC) porque el CGPJ no puede proponer a sus dos candidatos.
Por otro lado, ha defendido ante Jourová que, a pesar de la apariencia de politización de la Justicia que pueda derivarse del sistema parlamentario de elección de los vocales del CGPJ, la judicatura es absolutamente independiente en España, subrayando que esta independencia está garantizada precisamente por el Consejo que él preside.
Lesmes ha razonado que prueba de esa independencia son los numerosos procedimientos judiciales relacionados con partidos políticos o con instituciones del Estado tramitados en los últimos años en España con absoluta normalidad.
En la misma línea, le ha mencionado el resultado de los barómetros de opinión que periódicamente realiza la empresa Metroscopia para el CGPJ, que revelan que la inmensa mayoría de los miembros de la Carrera Judicial se siente totalmente independiente para tomar decisiones en el ejercicio de su función jurisdiccional.
Por último, Lesmes ha ofrecido a la vicepresidenta de la Comisión Europea distintos datos sobre la carrera judicial, destacando que está compuesta en un 56% por mujeres y que su pluralidad ideológica es el fiel reflejo de la de la sociedad española.

La renovación del TC, en juego

Este mismo miércoles, Jourová se ha reunido también con el presidente del Tribunal Constitucional, Pedro González-Trevijano, y su vicepresidente Juan Antonio Xiol.
Desde el Tribunal de Garantías han coincidido en que todos los órganos constitucionales -incluyendo el CGPJ y el Constitucional- deben ser renovados en tiempo y forma, instándose a que los operadores políticos cumplan y hagan cumplir la Carta Magna y la ley de manera íntegra, con el fin de satisfacer su deber constitucional en el más breve plazo posible. En el marco del encuentro, han abordado con especial atención el papel de los tribunales europeos en la salvaguarda del Estado de Derecho y en la aplicación e interpretación del Derecho de la Unión Europea, en particular el compromiso con el principio de primacía.
González-Trevijano y Xiol han explicado que el Tribunal es «profundamente europeísta» y que siempre ha defendido una visión ambiciosa de la integración europea desde su lectura abierta del artículo 93 de la Constitución, que ha dado lugar a una valiosa distinción entre primacía y supremacía. Así, según han explicado ambos juristas, la doctrina constitucional ha velado por el respeto del principio de primacía de la Unión Europea en los casos en que exista una interpretación auténtica efectuada por el propio Tribunal de Justicia de la Unión Europea, en virtud del derecho a la tutela judicial efectiva.
Y se ha abordado la interpretación y alcance de la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea con el objetivo de asegurar una aplicación uniforme de la misma en todos los Estados miembros. Finalmente, se ha remarcado el papel fundamental -y cada vez mayor- de los Tribunales Constitucionales en el proceso de construcción del proyecto común de Europa.
Comentarios
tracking