27 de noviembre de 2021

Baños de leche

Baños de leche

Picotazos de historia

De baños de leche y otras ídems

Se creía que la leche curaba males y curaba enfermedades de la piel o aliviaba picores e irritaciones. Las clases más altas no dudaban en darse un baño
Los baños de leche son conocidos desde la antigüedad. Conocemos a Cleopatra, quien, según se dice, se bañaba en leche de burra a diario. Popea Sabina, esposa de Nerón, era otra entusiasta del chapuzón lácteo, prefería la de vaca. Se pensaba que nutría la piel, la estiraba y la rejuvenecía. Que era buena para las enfermedades de la piel como la soriasis o para aliviar los picores e irritación de otras. En siglos siguientes se mantuvo la creencia, pero siempre circunscrita a las clases más altas, la únicas que podían permitirse tal dispendio.
En la Francia del siglo XVII, el segundo duque de Richelieau, persona práctica, después de cada baño, daba orden de que se vendiera para no desperdiciarla. Pronto corrió el rumor y nadie quería comprar la leche que vendían sus criados.
Paulina Bonaparte, princesa Borghese, parece ser que prefería las duchas y creó una habitación para tal propósito. En España, país donde el clima y la costumbre nos acerca mucho más al agua que en otras partes de Europa, apenas encontré referencias, limitándose estas a emplastos o trapos bañados sobre partes concretas.
Hace años, estando en el Palacio del Infante Don Luis, en Boadilla del Monte, cuando todavía era propiedad de los duques de Sueca, vi en el dormitorio del Infante que colgaba enmarcada una receta por la cual su médico personal le ordenaba y conminaba que bebiese mucha leche de vaca para curar el mal que le aquejaba. Era –decía la nota– importantísimo que no se perdiera ninguno de los elementos puros del fluido: nata, consistencia, temperatura. Este último punto era vital por lo que, para evitar que perdiera temperatura desde su origen hasta la boca del Sr. Infante, se recomendaba que se instalase al animal en la propia habitación del paciente. La familia no me pudo dar razón de si así lo habían hecho.
tracking