02 de febrero de 2023

El cardenalato es la más alta distinción del clero en la Iglesia Católica

El cardenalato es la más alta distinción del clero en la Iglesia CatólicaGTRES

¿Cómo se llega a ser cardenal de la Iglesia católica?

Los cardenales son los tradicionalmente denominados «príncipes» de la Iglesia y son ellos quienes desempeñan el gobierno de los distintos Dicasterios

El cardenalato es la máxima distinción eclesiástica después del Papado. Son los cardenales los tradicionalmente denominados «príncipes» de la Iglesia y son ellos quienes desempeñan el gobierno de los distintos Dicasterios para administrar la Santa Sede.
A los cardenales los designa el Papa tras cumplir una serie de requisitos:
  • Para ser nombrado cardenal debe haberse recibido el orden sacerdotal y, posteriormente, destacar en doctrina, buenas costumbres, piedad y prudencia. El candidato debe ser obispo, pero el Papa puede eximir de esa condición al candidato.
  • Entre todos forman el colegio cardenalicio, órgano que elige al Papa y le asesora en el gobierno de la Iglesia.

La jerarquía eclesiástica

Los cardenales forman parte de la organización jerárquica de la Iglesia.
  • Dicha organización jerárquica se regula en los cánones 330 y siguientes del Derecho Canónico, aunque hay más normas complementarias sobre la cuestión.
  • Los clérigos –entre ellos los cardenales– en quienes recae la capacidad de gobierno, pueden ser auxiliados por fieles laicos en quienes se delegan algunas de esas funciones.
  • El clero de la Iglesia está organizado en una jerarquía, a partir de los tres grados del sacramento del orden: Episcopado, Presbiterado y Diaconado. Esa jerarquía está formada por el diácono, el presbítero, el obispo, el arzobispo, el primado, el patriarca y el cardenal, hasta llegar al cargo de Papa.

El Consistorio Cardenalicio

Se trata de una reunión formalizada del Colegio Cardenalicio y representa el órgano superior del gobierno de la Iglesia.
El origen del colegio cardenalicio guarda estrecha relación con el presbiterio romano o cuerpo del clero de Roma.
  • En el antiguo presbiterio romano había diáconos, encargados de los asuntos temporales de la Iglesia; sacerdotes, que gobernaban las principales iglesias de la ciudad; y obispos de las diócesis vecinas a Roma.
  • Los actuales cardenales sustituyen a los miembros del antiguo presbiterio, no únicamente en lo relativo a los oficios propios de esos tres grados –obispos, presbíteros y diáconos– sino también asistiendo al Papa en la administración de la Iglesia.
Comentarios
tracking