16 de agosto de 2022

Un militar ucraniano en una trinchera cercana a la frontera rusa

Un militar ucraniano en una trinchera cercana a la frontera rusaAnatolii Stepanov / AFP

Preguntas y respuestas

7 claves para entender la crisis en Ucrania

Respuestas a las preguntas que se hace el mundo sobre el conflicto que podría desatar una tercera Guerra Mundial

Rusia niega que tenga planes de invadir Ucrania pero, según informes de Estados Unidos y la OTAN, el Kremlin concentró más de 100.000 soldados a lo largo de la frontera que comparten ambos países. Esa movilización de tropas no presagia nada bueno aunque el mundo todavía tiene esperanza de que las conversaciones entre Estados Unidos y Rusia terminen con un desenlace pacífico. ¿Qué pasó para llegar a esta situación de preguerra? ¿Quién tiene la culpa? ¿Qué pasará si Rusia invade Ucrania? ¿Por qué le importa tanto Ucrania a Putin? Las preguntas se suceden. He aquí, algunas respuestas que ayudan a entender lo que está pasando.

1. ¿Por qué empieza el conflicto?

«Hay muchas especulaciones sobre las verdaderas intenciones del presidente Putin pero, en realidad, no hace falta adivinar. Nos lo ha dicho él mismo en repetidas ocasiones. Está sentando las bases para una invasión porque no cree que Ucrania sea una nación soberana», advirtió el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, en un discurso reciente desde Berlín.
Rusia  estaría tratando de recrear algo que perdió con la caída del Muro de Berlín en 1989. Esto es, reconstruir su esfera de influencia. Según Paul Adams, corresponsal de la BBC en Ucrania, «la gente ignora lo humillados que se sintieron algunos rusos por el final del imperio soviético y la ansiosa expansión de Occidente en Europa del Este. [Esto] dejó profundas cicatrices».

2. ¿Quién tiró la primera piedra en esta crisis?

Desde 2014, cuando los ucranianos se deshicieron de un presidente prorruso que probablemente le daría la espalda a Europa, «el país ha estado en guerra con Rusia» señala Adams. Primero Rusia se apoderó de Crimea, luego alentó y apoyó a los separatistas prorrusos en la región de Donbás, en el sureste del país. 
Este conflicto ya se ha cobrado alrededor de 14.000 vidas ucranianas. Si Rusia intenta tomar más territorio o instalar un régimen más amigable en Kiev, esto podría resultar en muchas más bajas.

3. ¿Cómo ve Putin a Ucrania?

El rechazo del presidente Putin a la identidad independiente de Ucrania no es nuevo ni tampoco un secreto. El 12 de julio de 2021 firmó un ensayo, «Sobre la unidad histórica de rusos y ucranianos» en el que hace una amplia revisión histórica. En esencia, señalaba que «los rusos y los ucranianos eran un solo pueblo, un todo único».
En el documento, el presidente ruso señala: «el muro que ha surgido en los últimos años entre Rusia y Ucrania, entre las partes de lo que es esencialmente el mismo espacio histórico y espiritual, es nuestra gran desgracia y tragedia común». Estas afirmaciones estarían en la línea de lo advertido por Blinken en Berlín.
Putin también señaló en esa ocasión que esta división es «consecuencias de nuestros propios errores cometidos en diferentes períodos de tiempo, pero también es el resultado de los esfuerzos deliberados de aquellas fuerzas que siempre han tratado de socavar nuestra unidad».
Un cartel del presidente ruso, Vladimir Putin, se utiliza como práctica de tiro a lo largo de una trinchera del ejército ucraniano

Un cartel del presidente ruso, Vladimir Putin, se utiliza como práctica de tiro a lo largo de una trinchera del ejército ucranianoAnatolii Stepanov / AFP

4. ¿Por qué EE.UU. no cree a Putin?

Los rusos siguen diciendo que no invadirán Ucrania, pero sus acciones apuntan en otra dirección. Ha habido una concentración de fuerzas militares en la frontera conjunta, sumado al apoyo a los separatistas en la región del Donbás, incluida la entrega de alrededor de un millón de pasaportes rusos.
Para EE.UU. se trata de defender el principio de que los países tienen derecho a elegir su propio destino, alianzas y caminos futuros. No solo Ucrania, sino todos los ex miembros del antiguo Pacto de Varsovia (una alianza militar dirigida por los soviéticos durante la Guerra Fría) que recurrieron a la OTAN en la década de 1990.
También se trata de intentar, tanto como sea posible, limitar lo que Occidente ve como la influencia maligna de Vladimir Putin. Según Blinken esto, «es más grande que un conflicto entre dos países. Es más grande que Rusia y la OTAN. Es una crisis con consecuencias globales. Y requiere atención y acción a nivel mundial». 

5. ¿Dónde está la OTAN en esta crisis?

Según el secretario de Estado de los EE.UU., solo el 6% de las fronteras de Rusia toca países de la OTAN. Además, muchos países de la organización transatlántica en realidad tienen buenas relaciones con Moscú, y Rusia incluso vende sistemas de armas a Turquía, miembro de la OTAN.
Con el giro de Ucrania hacia Europa en 2014, dicho país ha comprendido que formar parte de la Unión Europea y la OTAN es una prioridad en su política exterior, algo que ha irritado mucho al Kremlin porque significaría que una parte de esa «nación histórica» formaría parte militarmente de Occidente.
La incorporación de Ucrania a la OTAN no es algo inminente y requiere reformas políticas y mejoras en su ejército. Putin sabe perfectamente que ese paso no está a la vuelta de la esquina. «Se trata más de que el Kremlin intenta forjarse una esfera de influencia en su zona limítrofe  y usa la OTAN como excusa para hacerlo,» señala Steve Rosenberg, corresponsal de la BBC en Moscú.
Estados Unidos y la OTAN negocian para limitar el despliegue de misiles y los ejercicios militares pero los funcionarios rusos exigen amplias garantías de seguridad: que Ucrania nunca forme parte de la OTAN y que la Alianza Atlántica retire las fuerzas de los estados miembros de la Europa del Este que alguna vez fue parte del bloque comunista.

6. ¿Qué sanciones podría tener Rusia si invade?

Estados Unidos ha amenazado con sanciones sin precedentes contra Rusia si avanza hacia una invasión, aunque hay desacuerdos con los aliados europeos sobre cuán extensas deberían ser las medidas punitivas. 
Diplomáticos de la Unión Europea dijeron a la agencia Reuters que las sanciones podrían ir «desde posibles prohibiciones de viaje y congelamiento de activos de políticos rusos hasta prohibir los vínculos financieros y bancarios con Rusia».
Sin embargo, las capitales europeas se han resistido a la sugerencia estadounidense de que Rusia debería ser aislada del sistema de pago electrónico internacional, Swift, lo que sería un duro golpe para la economía Rusa

7. ¿Es posible o probable la guerra?

En los últimos días, las declaraciones del presidente Biden sobre una invasión rusa a menor escala, pero sobre todo la reducción de personal diplomático no esencial en la embajada estadounidense en Kiev seguida también por Reino Unido ha encendido las alarmas de una inminente acción por parte de Rusia.
El 13 de diciembre recién pasado, el ministro de Relaciones Exteriores de Lituania, Gabrielius Landsbergis, confesó que «estamos convencidos de que Rusia se está preparando para una guerra total contra Ucrania. Es un evento sin precedentes probablemente desde la Segunda Guerra Mundial».
Pero, según Adams, «los rusos no claman por la guerra y Putin sabe que la victoria en Ucrania podría matar a muchos de sus propios soldados» y cree que la visceralidad no supera las consideraciones racionales, «pero ha captado la atención de Occidente y seguirá empuñando un arma figurativa contra la cabeza de Ucrania mientras persigue su agenda más amplia».  
Comentarios
tracking